Category Archives: Louise Hay

Author and founder of publishing company Hay House, Louise Hay poses at a portrait session for New York Times Magazine in 2008. (Photo by Michele Asselin/Contour by Getty Images)Author and founder of publishing company Hay House, Louise Hay poses at a portrait session for New York Times Magazine in 2008 in San Diego, California. (Photo by Michele Asselin/Contour by Getty Images)

ATRAER RELACIONES SANAS. Louise Hay ~

2 Comments 820 Views1

Estar «necesitado» es la mejor manera de atraerse malas relaciones. El doctor Wayne Dyer escribe: «En cualquier relación en la que dos personas se convierten en una, el resultado final son dos medias personas». Si esperamos que otra persona nos «arregle» la vida, o que sea nuestra «mejor mitad», disponemos las cosas para el fracaso.
Es necesario que seamos realmente felices con nosotros mismos antes de iniciar una relación de pareja. Es necesario que seamos lo suficientemente felices para ni siquiera necesitar una relación para ser feliz.
De igual modo, si tenemos una relación con una persona que no se ama a sí misma, es imposible que realmente la contentemos. Nunca vamos a «valer lo suficiente» para una persona insegura, frustrada, celosa, rencorosa o que se odia a sí misma. Con mucha frecuencia hacemos lo imposible por agradar y ser valorados por parejas que no tienen idea de cómo aceptar nuestro amor, porque estas personas no se aman a sí mismas. La vida es un espejo. Siempre atraemos a personas que reflejan características nuestras, o las creencias que tenemos respecto a nosotros mismos y a las relaciones. Lo que los demás piensan de nosotros es su propia perspectiva limitada de la vida. Hemos de aprender que la Vida siempre nos ha amado incondicionalmente.

Fuente: “Vivir” ~ Louise Hay ~

leydeatr

EL VALOR DE TUS EMOCIONES. LEY DE ATRACCIÓN.

No Comments 66 Views0

Tu vista es distinta de tu olfato, y tu olfato es distinto de tu tacto, pero aunque sean sentidos distintos, todos sirven para interpretar vibraciones. Dicho de otro modo, cuando te acercas a una estufa caliente, tu vista no te índica necesariamente que la estufa está caliente; el oído, el gusto o el olfato tampoco contribuyen a que reconozcas que una estufa está caliente. Pero cuando te acercas a la estufa con tu cuerpo, los sensores de tu piel te indican que la estufa está caliente.
Has nacido con unos traductores sensibles, complejos y sofisticados de vibraciones que te ayudan a comprender y definir tu experiencia. Y del mismo modo que utilizas tus cinco sentidos para interpretar tu experiencia vital física, has nacido con otros sensores —tus emociones— que son intérpretes vibratorios que te ayudan a comprender, de inmediato, las experiencias que vives.

Las emociones son indicadores de tu punto de atracción.

Tus emociones indican en todo momento el contenido vibratorio de tu Ser. Así, cuando sientes conscientemente tus emociones, también puedes ser consciente de las vibraciones que ofreces. Y cuando combines tus conocimientos sobre la Ley de Atracción con esta conciencia instantánea de las vibraciones que ofreces, adquirirás un control total de tu poderoso punto de atracción. Con este conocimiento, podrás guiar tu experiencia vital.

Utiliza tus emociones para moldear tu Bienestar.

Cuando te centras en un pensamiento que sintoniza con quien eres, sientes que la armonía fluye por todo tu cuerpo físico. La alegría, el amor y la sensación de libertad son ejemplos de esta alineación. Y cuando te centras en pensamientos que no están en sintonía con quien eres, sientes una discordancia en tu cuerpo físico. La depresión, el temor y el sentimiento de esclavitud son ejemplos de esta falta de alineación.
Del mismo modo que los escultores moldean la arcilla para crear una obra que les complace, tú creas moldeando la Energía. La moldeas mediante tu poder de concentración, de pensar, recordar e imaginar determinadas cosas. Concentras Energía cuando hablas, cuando escribes, cuando escuchas, cuando guardas silencio, cuando recuerdas y cuando imaginas; la concentras a través de la proyección de tus pensamientos.
Y, al igual que el escultor moldea la arcilla para recrear su visión, tú puedes utilizar tus emociones para moldear tu Bienestar.

Fuente: “Pide y se te dará”. Esther y Jerry Hicks ~

10628430_850705261618353_5042984469286109467_n

ENFERMEDADES RELACIONADAS CON LA COMIDA. Anorexia. Bulimia. Comer en exceso. Louise Hay ~

No Comments 158 Views0

Anorexia

Creo que el factor que más contribuye a la anorexia es el odio a sí misma, puro y simple, acompañado por un total sentimiento de inseguridad, de no sentirse valiosa.  A veces, en sus años de infancia, hay personas que empiezan a creer que hay algo malo en ellas, y entonces buscan una explicación a esos defectos que perciben: «Si fuera más delgada, más inteligente, más guapa», etc. «sería digna de amor». Las personas que sufren de anorexia necesitan aceptar que no hay nada de malo en ellas, que ya son dignas de amor y, lo más importante, que se merecen su propio amor.

Bulimia

La causa mental de la bulimia es muy semejante a la de la anorexia, sólo que la persona anoréxica nunca logra sentirse suficientemente delgada, mientras que la bulímica quiere mantener su figura a toda costa. La persona bulímica se atiborra de comida para ahogar sus sentimientos, y después se purga vomitando. En ambos casos hay una niña interior que necesita amor desesperadamente.  Tanto la persona anoréxica como la bulímica, es preciso que sepan que solamente ellas pueden dar a su niña interior el amor y la aceptación que necesita. La sensación de valía personal y la autoestima emanan de dentro y no tienen nada que ver con nuestra apariencia.
Uno de los mejores tratamientos para la anorexia y la bulimia sería una terapia de grupo que se centrara en el amor a sí misma. Es el marco ideal para descubrir nuestras falsas creencias y enterarnos de que otras personas sí nos aman y aceptan tal como somos. Cuando aprendemos a amarnos a nosotros mismos, automáticamente tendemos a cuidarnos y a averiguar qué alimentos son los mejores para nuestro cuerpo. Por sí solos, los alimentos sanos y nutritivos no convencen al niño interior herido de que es digno de amor.

Comer en exceso

Yo creo que engordamos debido a las toxinas que acumulamos en el cuerpo. Durante demasiado tiempo lo llenamos de alimentos nocivos. No tiene ningún sentido hacer dietas drásticas para perder peso, porque después de la privación se recupera rápidamente el peso perdido. La mejor decisión es optar por la salud y aprender a comer de manera sana. Sólo esto ya sirve para librarse del exceso de peso. Y si se continúa comiendo alimentos saludables, no se vuelve a recuperar el peso perdido.
Las dietas estrictas son una forma de odio a uno mismo. No reflejan amor ni crean un cambio permanente. Cuando nos queremos de verdad a nosotros mismos, no tenemos necesidad de hacer dieta.
Si tus hijos comen alimentos nocivos o están obesos, trata de ser un ejemplo de amor para ellos. Mantén lejos de casa la comida basura, y estudiad nutrición juntos. Que tus hijos elijan lo que quieren comer de un grupo selecto de buenos alimentos. Haced experimentos para ver cómo diferentes alimentos afectan de modo distinto a cada uno.
Haz que vuestra nueva manera de comer se convierta en una experiencia de aprendizaje.
Deja que tus hijos te enseñen algo sobre nutrición cada semana.
Respecto a los niños obesos, recuerda que tú, como progenitor, haces la compra y controlas qué alimentos entran en tu casa. Sin embargo, los niños obesos suelen tener problemas de inseguridad. Trata de discernir qué preocupa tanto a tu hijo que necesita un exceso de peso para protegerse. ¿Lo tratas con demasiada dureza? ¿Dónde se ha roto la comunicación entre tú y tu hijo? A los niños obesos normalmente les ocurren muchas más cosas que el simple hecho de comer demasiado.
Evidentemente, he de añadir que la proliferación de los restaurantes de comida rápida ha hecho un enorme daño a la salud de nuestros hijos. No sólo tenemos muchos niños enfermos y obesos, sino que también tienden a convenirse en adultos que piensan que la comida rica en grasas y escasamente nutritiva es la norma. No es de extrañar que tengamos una población tan obesa. En Estados Unidos hay 56 millones de personas con exceso de peso. Las dietas ricas en grasas y azúcar contribuyen a la hiperactividad de los niños, la rebeldía de los adolescentes y la agresividad. Lo que necesitamos no son dietas, sino volver a comer alimentos naturales y sanos.

Fuente: Vivir. Louise Hay ~

sana tu corazon

SANA TU CORAZÓN. Cuentos y Meditaciones. (Audios)

1 Comment 1115 Views0

¿ESTÁS BUSCANDO CAMBIOS? Los cuentos son un instrumento de cambio para tu mente profunda (inconsciente). Los relatos son encantadores, sin embargo, la verdadera magia radica en la interpretación personalísima y única del que escucha…

Por su parte, las meditaciones guiadas, a través del lenguaje, estarán permitiendo que navegues plácidamente entre el  mundo de lo real y el de tus más profundas aspiraciones. Algunas de estas meditaciones eran utilizadas por Louise Hay en sus maravillosas y sanadoras ¨Reuniones de los Miércoles¨.

Esta colección de Cuentos y Meditaciones,  son un verdadero trabajo de sanación y transformación. La magia de escuchar tu propio eco interior que despierta curioso y activo, desplegando insospechadas posibilidades de plenitud, confianza y nuevo sentido de vida.  ¡Que lo disfrutes!

Temas :

  • Niño interior
  • Salud
  • Autoestima
  • Prosperidad
  • Merecimiento
  • Duelo
  • Apertura de Centros Energéticos.

Staf de ReCicladas:

  • Irma Vélez –  Instruct. Fs. HYL Louise Hay  – Master y Formación en Programación Neurolingüística.
  • Cecilia Delorenzi – Licenciada en Comunicación Social
  • Juan Pablo Del Valle – Licenciado en Enfermería – Paramédico

Sonido y Edición: Diego Lombardi
Arte:  Lic. Lorena Mossotti

Conseguilo en nuestros puestos de venta en talleres y charlas o pedilo a contacto@recicladas.com.ar  –  Telef.  +54 (0341) 153 03 16 85

Un anticipo:

Podés ampliar la información sobre las técnicas utilizadas haciendo click  en los siguientes links:

Recuerdos de bellos momentos de creatividad…

time-wallpaper-18

AÑO NUEVO. Louise Hay ~

2 Comments 811 Views0

Este año hago el trabajo mental que me llevará al cambio. 

Muchos de ustedes hacen buenos propósitos el primer día del año, pero como no llevan a cabo cambios internos,  sus propósitos pierden fuerza rápidamente. Mientras no estés dispuesto a hacer algún trabajo mental para cambiar interiormente, nada va a cambiar afuera. Lo único que necesitas cambiar es una idea… nada más que una idea.

¿Que puedes hacer por vos  este año, que sea positivo?

¿Qué te gustaría hacer este año por vos mismo que no hayas hecho el año pasado?

¿De qué te gustaría liberarte este año, que el año pasado salvaguardaste tan celosamente?

¿Qué quisieras cambiar en tu vida?

¿Estás dispuesto a hacer el trabajo que producirá esos cambios?

Con frecuencia el crecimiento espiritual nos llega de maneras que no nos esperábamos.

 Abro nuevas puertas a la Vida.

 

Fuente: ¨Pensamientos del corazón¨- Louise Hay ~

little-christmas-tree-1920x1200-wallpaper-fondo-de-Navidad

NAVIDAD. Louise Hay ~

No Comments 893 Views1

Retrocede en el tiempo y evoca la mejor de las Navidades que hayas tenido jamás en tu infancia. Centra el recuerdo en la mente para poder observarlo con la mayor claridad. Recuerda lo que veías, lo que olías, los sabores y las texturas de las cosas, la gente que estaba contigo. Recuerda algunas de las cosas que hacías. Y si de niño nunca tuviste una Navidad maravillosa, invéntatela. Créala exactamente como te gustaría que fuese.
Observa cómo se te abre el corazón al pensar en esa Navidad tan especial. Quizás una de las cosas más maravillosas de esa Navidad haya sido la presencia del amor. Deja que ahora el espíritu del amor fluya a través de ti. Da cabida en tu corazón a todas las personas que conoces y que amas. Envuélvelas en ese amor. Has de saber que en cualquier momento, y no sólo en Navidad, puedes llevar contigo ese sentimiento tan especial del amor y el espíritu navideños. Tú eres el amor. Tú eres el espíritu. Tú eres la luz, y eres la energía. Y así es.

DEJA QUE FLUYA A TRAVÉS DE TÍ EL ESPÍRITU DEL AMOR.

Fuente: ¨Pensamientos del Corazón¨ (Louise Hay)

capture-20180611-201023

PENSAMIENTOS PODEROSOS. PROSPERIDAD. Louise Hay ~

No Comments 139 Views0

Los pensamientos que tenemos y las palabras que decimos están continuamente configurando nuestro mundo y nuestras experiencias. Muchos tenemos el viejo hábito de pensar negativamente, y no nos damos cuenta del daño que nos hacemos a nosotros mismos. Sin embargo, nunca estamos estancados, porque siempre podemos cambiar nuestra manera de pensar. Cuando aprendemos a elegir constantemente pensamientos positivos, los viejos y negativos se disuelven y desaparecen.
Así pues, mientras lees los poderosos pensamientos siguientes, permite que esas afirmaciones e ideas te inunden la conciencia. Tu inconsciente va a elegir los pensamientos que son importantes para ti en este momento. Estos conceptos son como fertilizantes para la tierra de tu mente. Al absorberlos a medida que los vas repitiendo enriqueces lentamente la base de tu jardín de la vida. Cualquier cosa que plantes crecerá en abundancia.

  • Te veo como una persona sana y vibrante, rodeada de una belleza exquisita, teniendo una vida de amor y prosperidad, llena de alegría y risas. Estás en un maravilloso camino de cambio y crecimiento. Disfruta de tu viaje.
  • Todo lo que toco es un éxito.
  • Me abro para recibir nuevas vías de ingresos.
  • Ahora recibo mi bien de fuentes esperadas e inesperadas.
  • Soy un ser ilimitado que recibe su bien de una fuente ilimitada y de maneras ilimitadas.
  • Recibo bendiciones que superan mis más acariciados sueños.
  • El Océano de la Vida es generoso con su abundancia.
  • Todas mis necesidades y deseos son satisfechos antes de que lo pida. Mi bien me viene de todas panes, de todas las personas y de todas las cosas.
  • Me merezco lo mejor y ahora lo acepto.

Siempre podemos escoger entre una mentalidad de pobreza y una mentalidad de prosperidad. Cuando tenemos pensamientos de carencia y limitación, entonces eso es lo que experimentamos. No hay manera de ser prósperos si nuestros pensamientos son de pobreza. Para triunfar es necesario tener constantemente pensamientos de prosperidad y abundancia.

Fuente: ¡Vivir!  Louise Hay ~

SAMSUNG CAMERA PICTURES

LAS SIETE LEYES ESPIRITUALES DEL ÉXITO. Deepak Chopra

No Comments 182 Views0

Aunque el título sea “Las siete leyes espirituales del éxito”, bien podría ser “Las siete leyes espirituales de la vida”, porque son los mismos principios que la naturaleza emplea para crear todo lo que existe en forma material – todo lo que podemos ver, oír, oler, degustar o tocar.

Deepak nos invita a una construir el éxito en la vida de una manera especial, y realmente satisfactoria en todos los sentidos.

“El éxito tiene muchos aspectos, y la riqueza material es solamente uno de sus componentes.
Además, el éxito es una travesía, no un destino en sí. Sucede que la abundancia material, en todas sus manifestaciones, es una de las cosas que nos permite disfrutar más la travesía. Pero el éxito también se compone de salud, energía, entusiasmo por la vida, realización en las relaciones con los demás, libertad creativa, estabilidad emocional y psicológica, sensación de bienestar y paz. Pero ni siquiera experimentando todas estas cosas podremos realizarnos, a menos que cultivemos la semilla de la divinidad que llevamos adentro. “

¿Cuáles son las 7 leyes espirituales para el éxito? ¿Cómo se aplican?

1. Ley de Potencialidad Pura.

La fuente de toda creación es la conciencia pura… la potencialidad pura que busca expresarse para pasar de lo inmanifiesto a lo manifiesto. Y cuando nos damos cuenta de que nuestro verdadero yo es la potencialidad pura, nosalineamos con el poder que lo expresa todo en el universo.

La primera ley espiritual del éxito es la ley de la potencialidad pura. Se basa en el hecho de que, en nuestro estado esencial, somos conciencia pura. La conciencia pura es potencialidad pura; es el campo de todas las posibilidades y de la creatividad infinita. La conciencia pura es nuestra esencia espiritual. Siendo infinita e ilimitada, también es felicidad pura. Otros atributos de la conciencia son el conocimiento puro, el silencio infinito, el equilibrio perfecto, la invencibilidad, la simplicidad y la dicha. Ésa es nuestra naturaleza esencial; una naturaleza de potencialidad pura.

¿Cómo aplicarla? Silencio, meditación, destinar tiempo para ser testigo de la naturaleza, no juzgar.

2. Ley del Dar.

El universo opera por medio de un intercambio dinámico…  Dar y recibir son aspectos diferentes del flujo de la energía en el universo. Y si estamos dispuestos a dar aquello que buscamos, mantendremos la abundancia del universo circulando en nuestra vida.

También podría llamarse la ley del dar y recibir porque el universo opera a través de un intercambio dinámico. Nada es estático. Nuestro cuerpo está en intercambio dinámico y constante-con el cuerpo del universo; nuestra mente mantiene una interacción dinámica con la mente del cosmos; nuestra energía es una expresión de la energía del cosmos.
El flujo de la vida no es otra cosa que la interacción armoniosa de todos los elementos y las fuerzas que estructuran el campo de la existencia. Esta armoniosa interacción de los elementos y las fuerzas de la vida opera a través de la ley del dar.

¿Cómo aplicarla? Entregar y recibir regalos (elogios, una flor, oración). Asumir el compromiso de mantener en circulación la abundancia de dones. Practicar la gratitud.

3. Ley del “karma” o Causa y efecto. 

Cada acción genera una fuerza de energía que regresa a nosotros de igual manera…
Cosechamos lo que sembramos. Y cuando optamos por acciones que les producen alegría y éxito a los demás, el fruto de nuestro karma es también alegría y éxito.

Todos los actos son episodios kármicos. Cuando tomamos conciencia de esto, nos convertimos en generadores de realidad conscientes. Tomando conciencia de las elecciones que hacemos, comenzamos a generar acciones que encierran un proceso de evolución tanto para nosotros como para todos los que nos rodean.
Mientras el karma sea evolutivo – tanto para el yo como para todos los afectados por el yo – los frutos del karma serán la felicidad y el éxito.

¿Cómo aplicarla?  Observar las decisiones y hacerlas conscientes. Cuando hagamos una elección – cualquier elección – hagámonos dos preguntas: Primero: ¿Cuáles son las consecuencias de escoger este camino?” El corazón nos lo dirá inmediatamente. Y en segundo lugar: “¿Traerá esta decisión que estoy tomando felicidad para mí y para quienes me rodean?”

4. Ley del menor esfuerzo.

La inteligencia de la naturaleza funciona con toda facilidad… con despreocupación, con armonía y con amor. Y cuando aprovechamos las fuerzas de la armonía, la alegría y el amor, creamos éxito y buena fortuna con gran facilidad.

La inteligencia de la naturaleza funciona sin esfuerzo, sin resistencia, espontáneamente. No es lineal; es intuitiva, holística y estimulante. Y cuando estamos en armonía con la naturaleza, cuando estamos seguros del conocimiento de nuestro verdadero yo, podemos utilizar la ley del menor esfuerzo.

La ley del menor esfuerzo tiene tres componentes – tres cosas que podemos hacer para poner en funcionamiento este principio de “hacer menos para lograr más”.

  • Aceptación:  Este momento es tal como debe ser, pues todo el universo es tal como debe ser. Diré: “Hoy aceptaré a las personas, las situaciones, las circunstancias y los hechos tal como se presenten”.
  • Responsabilidad: Significa no culpar a nadie o a nada – ni siquiera a nosotros mismos – de nuestra situación. Una vez aceptado un suceso, un problema o una circunstancia, responsabilidad significa la capacidad de tener una respuesta creativa a la situación tal como es en este momento. En todos los problemas hay un principio de oportunidad, y esta conciencia nos permite aprovechar el momento y transformarlo en una situación o una cosa mejor.
  • Indefensión: Desistamos de defender, de resistir, abracemos “el aquí y el ahora”, es decir, el presente, para liberarnos de las cargas de la actitud defensiva, del resentimiento y la hipersensibilidad.

Cuando alcancemos esa deliciosa combinación de aceptación, responsabilidad e indefensión, sentiremos la facilidad con que fluye la vida.

¿Cómo aplicarla? practicar aceptación, siendo responsables de la situación y de los que llamamos problemas, manteniendo una actitud de no resistencia, abriendo opciones y opiniones.

5. Ley de la Intención y el Deseo.

Inmanente en toda intención y en todo deseo está el mecanismo para su realización…
la intención y el deseo en el campo de la potencialidad pura tienen un infinito poder organizador. Y cuando introducimos una intención en el suelo fértil de la potencialidad pura, ponemos a trabajar para nosotros ese infinito poder organizador.

Esta ley se basa en el hecho de que la energía y la información existen en todas partes en la naturaleza. En efecto, a nivel del campo cuántico solamente hay energía e información. Campo cuántico es sólo otra manera de denominar el campo de la conciencia pura o de la potencialidad pura. Y en este campo cuántico influyen la intención y el deseo.

Si aprendes a utilizar el poder de la intención podrás crear cualquier cosa que deseas. Para ello, tendrás que  implementar lo siguiente:

  • Primero, identificar claramente cuáles son nuestros deseos.
  • Segundo, debemos renunciar nuestro apego al desenlace.

¿Cómo aplicarla? Realizar una lista de deseos para que el Universo la conozca, teniéndola presente en todo momento, mirarla por la mañana y antes de dormir. Liberar esta lista al seno de la creación, entendiendo que hay un plan cósmico que puede superar mis deseos.

6. Ley de Desapego.

La sabiduría de la incertidumbre reside en el desapego… en la sabiduría de la incertidumbre reside la liberación del pasado, de lo conocido, que es la prisión del condicionamiento anterior. Y en nuestro deseo de ir hacia lo desconocido, el campo de todas las posibilidades, nos entregamos a la mente creativa, que orquesta la danza del universo.

El apego es producto de la conciencia de la pobreza, porque se interesa siempre por los símbolos. El desapego es sinónimo de la conciencia de la riqueza, porque con él viene la libertad para crear. Sólo a partir de un compromiso desprendido, podemos tener alegría y felicidad.

La incertidumbre, por otra parte, es el suelo fértil de la creatividad pura y de la libertad. Habiéndonos afianzado en la sabiduría de la incertidumbre, podremos permanecer alerta a las oportunidades. Y, cuando nuestro estado de preparación se encuentre con la oportunidad, la solución aparecerá espontáneamente.
Lo que resulta de esto es lo que denominamos comúnmente “buena suerte”. La buena suerte no es otra cosa que la unión del estado de preparación con la oportunidad. Ésta es la receta perfecta para el éxito, y se basa en la ley del desapego.

¿Cómo aplicarla? Permitir y permitirme que cada quien sea como es. Tomar la incertidumbre como un elemento esencial de cada experiencia.  Por medio de la sabiduría de la incertidumbre encontraré mi seguridad.

7. Ley del “Dharma”  o Propósito en la Vida. 

Todo el mundo tiene un propósito en la vida… un don único o talento especial para ofrecer a los demás. Y cuando combinamos ese talento único con el servicio a los demás, experimentamos el éxtasis y el júbilo de nuestro propio espíritu, que es la meta última de todas las metas.

La ley del dharma tiene tres componentes:

  • El primero dice que cada uno de nosotros está aquí para descubrir su verdadero yo, para descubrir por su cuenta que el verdadero yo es espiritual y que somos en esencia seres espirituales que han adoptado una forma física para manifestarse.
  • Cada uno de nosotros tiene un talento tan único en su expresión que no existe otro ser sobre el planeta que tenga ese talento o que lo exprese de esa manera. Eso quiere decir que hay una cosa que podemos hacer, y una manera de hacerlo, que es mejor que la de cualquier otra persona, en este planeta.
  • El tercer componente de la ley del dharma es el servicio a la humanidad – servir a los demás seres humanos y preguntarse: “¿Cómo puedo ayudar? ¿Cómo puedo ayudar a todas las personas con quienes tengo contacto?”

¿Cómo aplicarla? Cultivar el amor a Dios que reside en el fondo de mi alma.  Mantener conciencia de la intemporalidad. Hacer una lista de mis talentos. Cuando utilizo mis talentos únicos al servicio de la humanidad se manifiesta prosperidad para mi y para los que me rodean.  Preguntarme cada día “¿Cómo puedo ayudar? para servir con amor a los demás.

Las siete leyes espirituales del éxito son principios poderosos que nos ayudarán a alcanzar el dominio de nosotros mismos. Si prestamos atención a estas leyes y ponemos en práctica los ejercicios propuestos, veremos que podremos hacer realidad cualquier cosa que deseemos – toda la abundancia, todo el dinero y todo el éxito que deseemos. También veremos que nuestra vida se volverá más alegre y próspera en todo sentido, porque estas leyes también son las leyes espirituales de la vida, aquéllas que hacen que vivir valga la pena.

Nos hemos detenido momentáneamente para encontrarnos unos a otros, para conocernos, amarnos y compartir. Este es un momento precioso, pero transitorio. Es un pequeño paréntesis en la eternidad. Si compartimos con cariño, alegría y amor, crearemos abundancia y alegría para todos. Y entonces este momento habrá valido la pena.

Reseña – Fuente: Las 7 Leyes Espirituales del Éxito. Deepak Chopra

A continuación te invito a ver la película/documental “Las 7 Leyes Espirituales del Éxito” basada en el libro del mismo nombre, guionada por Deepak Chopra.

Deseo que motive numerosas reflexiones y pautas que aplicadas en la vida diaria traigan paz y abundancia en la vida.  Que la disfrutes!

libertad y belleza-yogaparatodosgandia

EL FRACASO NO EXISTE. Palabras de Wayne Dyer

No Comments 225 Views0

Puede que te sorprenda oír esto, pero el fracaso no existe. El fracaso es simplemente la opinión que alguien tiene sobre cómo se deberían hacer ciertas cosas. Cuando te convenzas de que no hay ningún acto que deba hacerse de una manera específica, según el criterio de otras personas, entonces el fracaso será imposible.

Sin embargo, puede haber ocasiones en las que, según tus propias reglas y medidas, fallarás en la ejecución de una tarea dada. Lo importante aquí es no parangonar el acto con el valor de tu persona. El no triunfar en algo que trataste de hacer no implica tu fracaso como persona. Se trata simplemente de no haber logrado el éxito en esa tarea específica y en ese momento presente.

Trata de imaginarte que usamos el fracaso como descripción de la conducta de algún animal. Supongamos que un perro ha estado ladrando quince minutos, y que alguien dice: “Realmente no ladra muy bien. No pasa el examen”. ¡Qué absurdo! Los animales no pueden fracasar porque no hay reglas para valorar el comportamiento natural. Las arañas tejen redes, no redes bien hechas o mal hechas. Los gatos persiguen a los ratones: si les falla uno, simplemente se van detrás de otro. No se quedan echados quejándose porque uno se les escapó; ni tienen un colapso nervioso porque fracasaron.
¡El comportamiento natural simplemente es! ¿Por qué no aplicas la misma lógica a tu propio comportamiento y te libras del miedo al fracaso?

En cierta oportunidad, traté a una estudiante de dieciocho años llamada Louann, que estaba completamente poseída por las normas del logro y el éxito. Louann era una alumna excelente, que desde el primer día que puso el pie en el colegio, siempre consiguió las mejores notas. Dedicaba largas horas a sus deberes y entonces no tenía tiempo para ser una persona.

Era una verdadera computadora de conocimientos académicos. Sin embargo, era angustiosamente tímida cuando estaba con amigos, nunca había flirteado con un chico ni tenido una cita con nadie. Había desarrollado un tic nervioso que se ponía en funcionamiento cada vez que hablábamos de esta parte de su personalidad. Louann había puesto todo su énfasis en ser una alumna exitosa en menoscabo de su desarrollo total. Al trabajar con Louann, le pregunté:
“¿Qué es más importante para ti, lo que sabes o lo que sientes?”. Y aunque era la mejor alumna del curso, sufría de falta de paz interior y era en realidad muy infeliz. Empezó a concederle algo de importancia a sus sentimientos, y como era una excelente estudiante, aplicó a su aprendizaje del nuevo comportamiento social las mismas normas rigurosas que había aplicado a sus estudios académicos. La madre de Louann me llamó un año más tarde y me dijo que estaba muy preocupada porque por primera vez en su vida Louann había sacado una nota mediocre, un cinco en su primer año de universidad. Yo le recomendé que hiciera una gran alharaca al respecto y que la llevaran a cenar a un buen restaurante para celebrarlo.

EL PERFECCIONISMO

¿Por qué vas a tener que hacer todo bien? ¿Quién te está marcando los tantos? Las famosas líneas de Winston Churchill con respecto al perfeccionismo indican lo inmovilizante que puede llegar a ser la búsqueda constante del éxito.

La máxima “nada vale aparte de la perfección” podría deletrearse como Parálisis.

Uno se puede paralizar con la tontería de “hacerlo lo mejor posible”.
Quizá puedes asignarte unas zonas significativas en tu vida en las que realmente quieres hacerlo lo mejor posible. Pero en la gran mayoría de las actividades, tener que hacerlo lo mejor posible, o incluso, tener que hacerlo bien, significa poner un verdadero obstáculo a la mera posibilidad de hacer. No dejes que el perfeccionismo te deje a un lado evitando que tomes parte en actividades que te pueden resultar placenteras. Trata de cambiar “haz lo mejor que puedas”, por simplemente “hazlo”.

Perfección quiere decir inmovilidad. Si tienes cánones de perfección para ti mismo, nunca tratarás de hacer nada y no harás mucho porque la perfección no es un concepto que se pueda aplicar a los seres humanos. Dios puede ser perfecto, pero tú, como persona, no tienes ninguna necesidad de aplicar esas normas y esos cánones ridículos de perfección a ti mismo y a tu comportamiento. […]

Lo único que nos sirve para aprender algo es el fracaso. El éxito sólo confirma nuestras supersticiones.

Piensa en ello. Sin fracasos no podemos aprender nada, y sin embargo hemos aprendido a considerar el éxito como un tesoro y como la única meta posible.

Fuente: “Tus Zonas Erróneas”. Wayne Dyer

11070266_808055065935320_6723825911119851629_n

CUANDO NO SABEMOS COMO SEGUIR…

No Comments 302 Views0

Todos en algún momento de la vida atravesamos tormentas…

Walt Disney decía: “Todas las adversidades que he tenido en mi vida, todos los problemas y obstáculos, me han fortalecido. Uno no se da cuenta cuando sucede, pero una patada en los dientes puede ser lo mejor que le puede pasar en un momento dado.”

Hoy nos preguntamos por qué hay personas que logran superar situaciones difíciles de la vida  y otras, que estando en las mismas circunstancias no lo consiguen.

¿Cómo podemos aprender?

Atiende esta historia:

Un hombre le pidió al universo una mariposa y una flor.

En su camino encontró un cactus y un gusano.

El hombre no entendió y pasó de largo. Al tiempo… del cactus brotó la flor más hermosa y el gusano se convirtió en mariposa.

A veces creemos que no llega lo que pedimos, sin embargo si sabemos apreciar y agradecer,  al tiempo nos llevaremos grandes sorpresas.

Una palabra clave para  superar las adversidades, en esos momentos que no sabemos como seguir… es RESILIENCIA.  Un término tomado de la metalurgia, y que significa la resistencia que ofrece un metal para ser deformado. Hay personas que tienen una extraordinaria capacidad de aguante ante la adversidad y que se recomponen.  En cambio, a otras, su sentimiento de indefensión, de no poder salir, esa sensación de no poder hacer nada, de no ver tampoco alguna solución,  las abruma y las hunde.

Hay una buena noticia:

Sabemos que el cerebro adulto es maleable, ya no se discute. Cambiando la forma de pensar cambiamos circuitos cerebrales y producimos sustancias cerebrales que cambian estados.

Las personas ancladas en situaciones negativas favorecen la muerte neuronal, mientras que aquellas que deciden enfocarse en lo positivo generan nuevas neuronas, es llamada “neuroplasticiadad”, de la que hablaba en 1906 el  Dr. Ramón y Cajal, Premio Nobel de Medicina, al decir que todo ser humano si se lo propone, puede ser escultor de su propio cerebro. En la actualidad estas palabras han dejado de ser ¨metafóricas”.

Algunas  ideas bien concretas para inspirarte en tu proceso de resiliencia:

  • Enfócate en lo querés, no en lo que temés. Revisa tus pensamientos y  podrás distinguirlos.
  • Formula buenas preguntas. Abandona el “por qué a mi” , y en su remplazo cuestiona: “para qué…” “qué podría estar aprendiendo de esto…” ” ahora qué hago”… “hubo alguna vez que me pasó algo parecido y lo superé…?
  • Cambia el diálogo interior por pensamientos que te beneficien. Tómate unos minutos diarios para escuchar tus necesidades.
  • Hacele lugar a las emociones que van surgiendo, miedo, ira… Nunca las niegues, sin embargo no te quedes ahí.
  • Perdona y perdonáte.
  • Rodéate de personas que te brinden la confianza y amorosidad que necesitas en esos momentos.

Recuerda, como decía Louise Hay, que “por muy atascados que estemos el más pequeño cambio positivo en la manera de pensar puede desenmarañar el problema más grande”.

Deseo de todo corazón que en los días venideros tu parte más sabia brinde las respuestas…

Irma Vélez ~
Instructora HYL Filosofía Louise Hay
Mater PNL (Programación Neurolingüística)
Gestión Emocional