LA TIENDA DE SEMILLAS.

No Comments 689 Views1


2

Una mujer soñó que entraba a una tienda en el mercado y para su sorpresa encontraba a Dios atendiéndole.

– ¿Qué vende aquí? –preguntó.
– ¡Todo lo que desea su corazón!- contestó Dios.
Apenas creyendo lo que escuchaba, la señora decidió pedir lo mejor que podía desear un ser humano.
– Quiero una mente tranquila, amor, felicidad, sabiduría y ser libre del temor – dijo.
Y luego agregó:  – no sólo para mí sino para todas las personas del mundo.
Dios sonrió, diciendo:
– Creo que no me has entendido, mujer, aquí no vendemos los frutos, aquí sólo vendemos las semillas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *