Tag Archives: Astrología y Espíritu

27459298_1287232814711571_9222140994903054107_n

LUNA LLENA en Tauro. 24 deOctubre de 2018.

No Comments 459 Views0

Ya estamos en esta extraordinaria y potente Luna Llena en Tauro, que como todas, trae un mensaje único y  esclarecedor para muchos de nosotros. Su intensidad siempre dependerá de qué contactos hace en tu carta natal. Lo de “único”, va porque en esta lunación el Sol se encuentra al lado de Venus (retrógada todavía en Escorpio) y la Luna en línea con Urano en Tauro. Es decir, existe una oposición Urano-Venus y la Luna Llena la activa. Todo en la angularidad Tauro-Escorpio. Pero es que esta gran oposición forma ángulos de 90º (cuadraturas) a los Nodos Lunares (en Acuario-Leo), por tanto forman una Gran Cruz, en signos fijos, aspecto que energiza, llama a la acción, a la liberación, confronta, impulsa al cambio, al mismo tiempo que lucha por mantener el status quo, para no perder ese sentido de seguridad que todos necesitamos. Por tanto, no es una situación muy fácil, especialmente para los signos fijos: Tauro, Leo, Escorpio, Acuario. Muy especialmente aquellos nacidos en los primeros grados de estos signos, por tanto: entre el 19 y el 22 de Enero, entre el 19 y 22 de Abril, entre el 22 y 25 de Julio, y entre 22 y 25 de Octubre.

Con esto no quiero decir que se trata de una situación negativa, sino todo lo contrario. “Difícil” no es sinónimo de “negativo”. Difícil es sinónimo de desafío y es a través de ellos  que uno encuentra su fuerza interna, expande su intelecto y se acerca al alma. Esto nos recuerda que si ignoramos estos mensajes de los Dioses, podemos confundir sus bendiciones con maldiciones. Los dioses no nos envían maldiciones sino que somos nosotros que convertimos esos regalos de los Cielos, en ellas, por no entender el mensaje que viene con cada uno de estos desafíos. Si logras mirar con atención y detenimiento lo que tienes enfrente, lo que está escondido en ello se te revelará. Esto requiere “mirar” de una forma especial, con los dos ojos y los oídos bien abiertos, y no con desgana. También se necesita dejar los prejuicios a un lado y simplemente observar. Entonces la visión cambia completamente y podemos comenzar a “ver” lo que realmente está enfrente nuestro.

Esta Gran Cruz que envuelve los Nodos Lunares, nos impulsa a mirar al frente con la consciencia de lo que dejamos atrás, sin olvidar,  sino simplemente para evolucionar, que es el impulso natural de la Vida. Aceptando la sabiduría que emana de mirar,  no sólo hacia afuera, sino también hacia dentro, trabajo que requiere un  “coraje” inconmensurable y la convicción de que es allí donde encontraremos el néctar.

Esta lunación que envuelve a Venus en Escorpio, en retrógrado y en oposición a Urano, parece evocar la historia de Innana (Diosa del Cielo), a veces llamada Ishtar, la Venus sumeria y su descenso al Submundo a encontrarse con su hermana Ereshkigal (Diosa del Submundo).   El descenso de Innana es un llamado de lo femenino, una llamada a transitar ese sendero que toda mujer debe recorrer para re-encontrarse con su lado más primitivo y salvaje, para poder sentirse completa. Cuando Innana decide descender al “mundo invisible” para acompañar a su hermana en un momento doloroso causado por la muerte de su esposo, al llegar a la primera puerta del Inframundo, se detiene ya que alguien le pide que se declare. El portero del Gran Abajo, le pregunta su nombre, a lo que ella responde: “soy Innana, Diosa de los Cielos y vengo a ver a mi hermana”. El hombre informa a Ereshkigal, reina del gran abajo, que Inanna, “Reina del cielo, del lugar donde sale el sol”, pide la admisión a la “Tierra sin Retorno” para presenciar el funeral de Gugalanna, marido de Ereshkigal.
Para esto debe pasar por 7 portales (símbolo de los 7 chacras, y del recorrido de Urano por cada signo) y en cada uno de ellos debe despojarse de alguna pieza de su vestimenta: primero que nada, su corona, luego su collar, luego sus pendientes y así sucesivamente hasta quedar completamente desnuda. Este magnífico símbolo de lo que se requiere en el viaje al encuentro con nosotras mismas, donde nada material puede distraernos, ni posición social, ni dinero, pues allí eso no significa nada, y además nadie puede acompañarnos. Este recorrido sólo podemos hacerlo solas. Cuando finalmente llega frente a su hermana esta procede a golpearla y clavarla en una estaca para que muera lentamente. Afortunadamente, Innana había dejado instrucciones a su más fiel asistenta,  Ninshubur, que si ella no estaba de vuelta en 3 días,   debía ir a buscar primero a sus padres, y si ellos se negaban a ayudar, buscar ayuda en Enki, dios del Agua y la Sabiduría quien sin ni siquiera  pensarlo, corre al submundo a rescatar a Innana. Ereshkigal, sufriendo por la muerte de su marido, recapacita y finalmente deja ir a Innana y le devuelve la vida con la condición que ésta enviara a alguien en su lugar.

Cuando Innana vuelve a su reino, se encuentra a su marido disfrutando del trono, sin dolor alguno por su muerte y decide que será él quien le reemplace en el Submundo. Hay varias versiones de esta historia, en una de ellas, Innana se apiada de su marido y arregla con su hermana Ereshkigal, que él pasará 6 meses del año en las oscuridades y los otros 6 retornará a ella en los Cielos. Esta historia es parecida a la de Ceres y Persefone,  que reflejan las cuatro estaciones del año y los 6 meses que se pasan en el submundo son un símbolo del Otoño y el Invierno.

Desde luego es difícil saber el significado de estas historias en el momento que fueron escritas, pero simbólicamente, sí que hablan claramente del viaje femenino a las profundidades de las emociones más primitivas y el encuentro con la Sombra. No sólo lo he vivido en mi propio viaje, sino en el de las innumerables valientes mujeres sin verdadera conexión con Madre, con quien he trabajado en terapia y quienes he acompañado a través de estos 7 portales. Y es que la verdadera liberación sólo llega después de haber recorrido las catacumbas del alma. Este descenso hacia la Oscuridad del Submundo y también hacia lo profundo del Anima Mundi o Alma del Mundo, es vital para que podamos rescatar lo sagrado y el respeto por todo lo que vive, y dejemos de una vez por todas la idea de que el Ser Humano es el único ser inteligente y con un propósito y el centro del Universo. Nuestra ceguera al propósito del Cosmos en relación al Ser Humano debe encontrar un puente que finalmente nos ayude a RE-conectar con el Alma Mundi y con la Diosa o mejor dicho, la Naturaleza y así poder reconocer y comprender los mensajes del Cosmos. Cuando destruímos lo sagrado, lo que sigue, inevitablemente es el desencanto.

El viaje de Venus en retrógrado en el signo de Escorpio, siendo la regente de esta Luna Llena en Tauro, parece relatar este tipo de experiencias, que nos fuerzan a confrontarnos con lo que realmente sentimos cuando no estamos distraídas por el móvil, el ordenador, los amigos, el trabajo, la TV, la pareja, y todo aquello que impide que nos miremos con atención permitiéndonos sentir de verdad. Este proceso puede ayudarnos como nada más, a comprender porqué atraemos el tipo de pareja, con quien nos encontramos más de una vez, o porqué no nos encontramos con la pareja que deseamos. Las hijas del patriarcado padecemos de este tipo de dilema y es sólo a través del encuentro con la Diosa, que podemos encontrar respuestas.

Saturno ya se aleja de la cuadratura a Kirón que nos acompañó todo el año, desde segunda parte del 2017, y que nos deja con la certeza interna que nuestra herida, viene desde mucho más lejos que el principio de nuestra vida, y que a cada uno de nosotros nos toca curar “nuestro trozo” del dolor, ya que no podemos hacernos cargo del dolor de nuestros padres y nuestros abuelos y por sobre todo, que ello no significa que les amemos y respetemos menos y comprendamos lo que les tocó vivir.

Esta Luna Llena en Tauro, recibe un trígono de Saturno que muy amigablemente nos entusiasma con la idea que es posible mantener los pies en la tierra y mantener estructuras y al mismo liberarnos interiormente. Liberarnos de los dolores de nuestros ancestros no significa dejar de reconocerles como el motivo de nuestra existencia.

Si eres una mujer joven, no temas este viaje, déjate llevar por tu maravillosa sabiduría interna y ten fe, en todas las mujeres que vivieron todo tipo de dolores y alegrías antes que tú, cuyo conocimiento y voces llevas en tu interior.

Feliz Luna Llena en Tauro a todos!

Fuente: Cristina Laird – Astrología Arquetípica ~

35923756_1687429228040544_2081720758031089664_n

LUNA LLENA en ARIES. 24 y 25 de Setiembre de 2018.

No Comments 629 Views0

Estamos llegando al final de nuestro recorrido mensual hacia la  Luna Llena del 25 de Septiembre, que nos habla del punto más elevado de este ciclo lunar que comenzó con la Luna Nueva en Virgo del 9 de Septiembre!

Nos adentramos así en una nueva angularidad zodiacal, la del primer signo y el séptimo. Aries (Luna) y Libra (Sol). Comenzamos el descenso a la oscuridad en el Hemisferio Norte, cuando Ceres se entristece al tener que partir con Persefone una vez más y el emerger de la sombra en el Hemisferio Sur, cuando Ceres se regocija por la llegada de su hija por los próximos 6 meses. Ceres forma parte de esta lunación al encontrarse “al lado” de Mercurio y el Sol, por tanto oponiendo la Luna y Kirón en el otro extremo! Esta combinación parece hablarnos del dolor emocional (Luna-Kirón) y al mismo tiempo, el entusiasmo (Sol-Mercurio), de lanzarnos al mundo por nuestros propios medios, liberándonos así de aquellos que nos retienen voluntaria o involuntariamente. Cada vez que Ceres se expresa en nuestra psique, nos recuerda el dolor de la madre que debe dejar ir a su hija, y retornar a su vida como individuo, habiendo concluído su faceta de madre. La herida de que nos habla la Luna al unirse a Kirón es la de tener que separarse de Madre, sea quien ésta sea en nuestras vidas en el presente. Madre también puede ser la empresa para la que trabajas, la universidad donde estudias, todo aquello que te da seguridad y te incluyes y te hace sentir que perteneces.

Esta lunación está también conectada con Saturno, ya que éste, junto a Vesta, su hija, los dos a 2º de Capricornio, forman una T-cuadrada al Sol y la Luna. Algo de esta combinación nos habla de tomar responsabilidad por nuestra vida. De repente nos invade el saludable sentimiento que cada uno de nosotros es responsable por nuestra realidad o por lo menos de como vivimos nuestro cada día. La victimación no tiene lugar en este momento, ya que la visión de las posibilidades de la  libertad de hacer de nuestra vida, lo que queremos o dicho aún mejor, lo que podemos, es irreversible. Respetar nuestras posibilidades, nuestros talentos, es un tema importantísimo en esta lunación. Exigirse más de lo uno puede, nos lleva a la frustración y al autodesprecio, pero exigirnos lo mejor de nosotros mismos es fundamental, para continuar en el camino, aún cuando no haya aparentes razones o metas. El mejorar la especie es un llamado de lo Salvaje, de la Naturaleza, de lo instintivo. No se requiere mucho esfuerzo para ello. Nos inspira desde lo más profundo de nuestra psique y si no es así, deberíamos buscar las razones de por qué no.

Esta Luna Llena en Aries parece decirnos que ahora, hoy, puedo comenzar un nuevo proyecto y dar vuelta a nuestra situación. Si estamos encaminados en la dirección deseada, entonces el sentimiento de que siempre podemos mejorar es inevitable. Por el contrario si uno no siente que puede mejorar, entonces es como si tirásemos la toalla antes de tiempo. Nunca se sabe lo que somos capaces de hacer, sino probamos primero. A menudo nos sorprendemos, ya que nos encontramos haciendo aquellas mismas cosas, que pensábamos que no teníamos la capacidad o el talento de  hacer. Vesta con Saturno nos hablan de una forma de divertirnos, diferente a la que normalmente entendemos por diversión. Sin copas, ni risas rápidas y fáciles, con conversaciones sin consecuencia, sino la diversión de lograr algo, a través del esfuerzo. Esa diversión que nos dice: “lo has logrado!!” Este par de arquetipos: Saturno y su hija Vesta premian el trabajo duro, pero no ese que no requiere que uno se entregue en cuerpo y alma a ello. Sino ese trabajo que perseguimos basado en la fe, en una fe interna que nos dice: “esto es lo que debes hacer”, donde normalmente no hay garantías de ningún tipo, sino una simple voz que nos empuja a hacerlo, sin más. Por supuesto que siendo Saturno, solo la más absoluta realidad de nuestras posibilidades se necesita, aunque esto no signifique que no podamos soñar con aumentar nuestras posibilidades. Vesta, por otro lado, mantiene la llama encendida, que se resiste a apagarse, que sigue arrojando luz en el camino a seguir, esa llama que nos brinda como herramientas de trabajo, la focalización y la disciplina. Sin ellas, no sería posible.

Si hay dudas en tu camino, detente por un momento, como lo sugiere Vesta y mira lo que has recorrido, para evaluar si has invertido suficientes horas en lo que haces o te has estado saboteando el tiempo, con distracciones. Este es el momento del “destete”, cuando debemos dejar la cuchara que nos alimenta y salir en busca de nuestra verdadera pasión, por nuestros propios medios, respetando nuestros miedos pero sin permitirles que nos detengan. Vesta se retira para meditar, para analizar la situación, no para abandonar la lucha. Eso sí, si ignoramos el comando de Saturno de trabajar duro, entonces nos podemos encontrar con infinidad de obtáculos, de gente en posición de autoridad que parecen truncar nuestras intenciones o infravalorar nuestras capacidades. Raramente esto es una realidad, sino una proyección de esa voz interna que nos tira abajo, que nos llena de negatividad y que nos dice que hagamos lo que hagamos nunca lo lograremos. Sal de ahí, ese es un pozo sin salida.

Otra característica de esta lunación es el aspecto de 90º que hace Urano a Marte (regente de esta lunación)  que se encuentra alineado con los Nodos Lunares y la oposición a Venus en Escorpio. Este es un aspecto delicado por la capacidad de provocar eventos inesperados que nos llevan a tener que resolver situaciones imprevistas, y estas pueden ser positivas como un furtivo encuentro romántico, pero también puede traernos encuentros menos divertidos y mucho más irritantes. Aquellos que nos llenan de inesperado estrés y rabia. Por tanto está en nosotros como manejamos estas situaciones. Marte, el Nodo Sur y Lilith todos en Acuario, la frialdad o actitud “no nonsense” de este signo puede ser extremadamente cruel para las almas más sensitivas.  Venus y Júpiter, las dos estrellas en el cielo más brillantes especialmente esta semana, forman trígonos (120º) a Neptuno en Piscis, el idealismo y la fantasía también se harán sentir con potencia y la necesidad de creer que todo es posible será un detonante importante, siempre y cuando mantengamos nuestros oídos afinados a Saturno que nos dejará saber cuando se nos va cabeza y sobrepasamos nuestras capacidades.

Afortunadamente siendo esta un Luna Llena en Aries, la resistencia y la competitividad de este signo, nos ayudará a no callar y expresar de manera inequívoca lo que queremos y lo que estamos dispuestos a hacer para obtenerlo.

Los signos cardinales: Aries, Cáncer, Libra y Capricornio estarán más activos que nunca y los signos fijos: Tauro, Leo, Escorpio y Acuario, quizás más estresados, pero recordemos que de la tensión se genera acción y podemos sorprendernos de lo que somos capaces si nos largamos a la aventura de Ser, con dignidad y responsabilidad.

Feliz Luna Llena a todos!!

Fuente: Cristina Laird – Astrología Arquetípica ~

39130004_1776336822483117_7878333677275447296_n

LUNA LLENA en PISCIS. 26 de Agosto de 2018 ~

No Comments 951 Views0

Esta es la primera Luna Llena después del Eclipse Solar en Leo del 11 de Agosto. Ese eclipse! con Mercurio, Marte, Saturno, Urano, Neptuno y Plutón en Retrógrados! Todos fuimos impulsados a concluir etapas y situaciones que no fueron fácil de dejar ir o por lo menos, comenzar a soltar viejas idiosincracias que no nos permiten evolucionar. Pero por sobre todo hemos sido alentados a RE-considerar nuestras vidas, cualquiera que sea el punto donde te encuentras. Hemos tenido que mirar atrás, a veces literalmente, encontrándonos con gente de nuestro pasado para RE-vivir emociones que creíamos concluídas. Nos hemos sorprendido al comprobar una vez más que en el mundo de las emociones el tiempo no existe y podemos volver a situaciones dolorosas o felices en un chasquido de dedos y RE-vivir esos sentimientos como si no hubiese pasado el tiempo.

Una Luna Llena en Piscis como la que tenemos en nuestro camino, nos confirma aún más que vivimos en un constante Concluir y Comenzar y la forma en que lo hacemos depende exclusivamente de nosotros. Piscis nos acerca al mundo de la fantasía y las emociones compartidas por el Todo. Nos permite visualizar lo que nuestra mente no entiende o está preparada para comprender en muchos casos. Aún así podemos envisionarlo en sueños o en visiones que nos sacuden el alma. Los ancestros nos hablan desde lo más profundo de nuestras células.

Los Sumerios decían que el Mundo y el Universo se habían formado de la unión del agua salada, la diosa Tiamat con el agua fresca, el dios Apsu, lo que confirma que cada acto creativo, cada comienzo y cada final están inundados de corrientes opuestas que nos crean conflicto, pero que nos impulsan a crear, a RE-inventarnos siempre con contradicciones, pero siempre hacia adelante. El impulso de crear es inherente al ser humano, y Pisces nos recuerda que no hay finales aunque así lo parezcan. Siempre un final es el umbral de un nuevo comienzo. Como dice el padre a su hijo, en la maravillosa película de Luca Guadagnino, “Call me by your name”: “No llores porque se ha terminado, sino  celebra y se feliz por que lo has vivido”. Ahh! si pudiésemos acordarnos de esto, cada vez que algo termina en nuestra vida!

No hay ninguna experiencia que no nos deje algo positivo, entonces porqué quedarse sólo con lo negativo? Lo negativo nos lleva al dolor y a la parálisis y si bien es importante hacer el duelo y llorar por esa parte de nosotros mismos que ya no está, la promesa de lo que viene y el hecho de que hemos ganado elementos y herramientas para los próximos desafíos, nos llena el alma de entusiasmo y esperanza.

Una Luna Llena en Piscis, significa que el Sol está cruzando (o mejor dicho, como vemos desde la Tierra), por el signo de Virgo. Esta angularidad de un signo de Agua con uno de Tierra, nos recuerda la delicadeza con que el mar llega a la playa, una delizadeza potente, y firme, que puede ser maravillosa y al mismo tiempo amenazante. La Luna desde un signo femenino por excelencia, pero regido por dioses masculinos y el Sol en un signo también femenino, analítico y crítico regido también un Dios masculino. Una vez más esa dicotomía mental, con la que vivimos a diario y que sobre todo los Piscis deben aprender a manejar, para evitar volverse locos. El Sol en Virgo que nos induce a ser prácticos y lógicos opuesto por una Luna en Piscis que no tiene forma, que está en constante movimiento y onduleo, que se resiste a clasificar, a poner límites o  pensar desde la lógica. La inspiración no tiene ninguna lógica, dice Piscis, a lo que Virgo le contesta, pero sin la “técnica” no podrás expresasr totalmente esa visión interna. Se necesita práctica, perseverancia, dice Virgo y Piscis contesta: sin la inspiración divina, de nada sirve la técnica. Esta dualidad constante no tiene por que ser algo negativo sino todo lo contrario. Es lo que necesita la psique para continuar en ese sendero en la constante intención de dar forma, de expresar el paisaje interno en todo su esplendor. Los signos opuestos se complementan y se necesitan uno al otro. Piscis nos pide confiar en nuetra intuición y Virgo le confirma que con algo de conocimiento uno puede descifrar los mandatos internos con más agudeza y perfección. El uno sin el otro, no tiene sentido.

El Sol en Virgo para esta lunación se encuentra en un gran trígono en Tierra, con Saturno en Capricornio y Urano en Tauro, algo desde lo más profundo del alma, nos pide que confiemos, que Dios (da igual cual es el tuyo) proveerá. “Algo” en nuestro interior se encuentra balanceado y nos impulsa a sentirnos más tranquilos. Urano nos da la visión y Saturno nos ayuda a darle forma. El otro gran trígono está formado por Vesta en Sagitario, Pallas en Leo y Eris en Aries, estas voces femeninas nos aseguran que el mejor camino es mantenerse lo más lejos posible de la negatividad, ya sea propia o de lo que nos rodea y concentrarnos en seguir trabajando sobre nuestro sueño y nuestra creatividad, como si supiésemos que el éxito de nuestro proyecto está al alcance de nuestra mano. Seguir trabajando en uno mismo, es el único camino acertado, por que de ello emerge lo positivo y podemos evolucionar y aprender. Probarnos a nosotros mismos error tras error, nos lleva a la sabiduría y el conocimiento. La sabiduría femenina, nos recuerda que todo tiene su ciclo y debemos saber esperar mientras seguimos nuestro camino. Nuestro camino es sólo para ser recorrido por nosotros, solos o acompañados. Júpiter y Neptuno también forman un trígono exacto, en los signos de Escorpio y Piscis y más y más refugiados escapan sus países en busca de tierras más tranquilas y con más posibilidades. Otro de los temas, que  Neptuno en Piscis nos recuerda que debemos resolver entre todos. De nada sirven los muros y las leyes para detenerles, seguirán viniendo. Debemos encontrar otras soluciones.

Por encima de todo la Luna Llena en Piscis nos indica que aunque respetemos nuestras diferencias, Todos estamos en el mismo barco y debemos aprender a remar juntos en una mar en constante movimiento y repleta de peligros y desafíos.

La guerra comercial que vivimos en este momento, librada por aquellos proteccionistas versus los globalistas, debe encontrar la luz, pues como todas las cosas opuestas, ninguno es posible sin el otro. La globalización estemos de acuerdo o no con ella, es irreversible, por tanto deberíamos escuchar a Hermes, regente de Virgo que nos ayudará a encontrar la forma de beneficiarnos de ella, pero negociando, en orden, poniendo cada cosa en su lugar.

Venus en Libra, forma una cuadratura a Plutón en Capricornio, muchas relaciones, no sólo emocionales y personales, sino también financieras, deben buscar la forma de transformarse positivamente o morir. Cuando algo no se transforma o evoluciona, muere. El dolor de ver llegar a un final, aquello por lo que hemos trabajado tan duro, es desconcertante y doloroso, pero cuando el alma pide evolución no nos queda más que obedecer. El progreso es invitable. Debemos aprender a decir adiós constantemente. Por otro lado, visitar las oscuridades de nuestros deseos, aunque a veces nos asuste, siempre es apasionante y estimulante.

Esta Luna Llena nos recomienda dejarnos llevar por nuestra fantasía e imaginación pero con los pies en la tierra. Esto, aunque a veces difícil, no es imposible. Sólo hay que aprender a hacerlo. TODOS debemos aprender a nadar las aguas turbulentas. No nos queda otra. Disfrutad!

Fuente: Cristina Laird – Astrología Arquetípica

 

eclipse-lunar-1

MERCURIO RETRÓGADO. EL ECLIPSE LUNAR MÁS LARGO. LUNA LLENA. Acuario-Leo 26 y 27 de julio de 2018.

No Comments 472 Views1

Quiero compartir las características de este ciclo en particular. Todos sabemos que los móviles se pierden o te los roban, los ordenadores se comportan extrañamente, las comunicaciones comienzan a fallar, decimos o nos dicen cosas que debemos Re- pensar, y que por algún motivo tenemos que RE-visar decisiones tomadas o trámites hechos con anterioridad. El primer Retrógrado de Mercurio de este año fue entre el 23 de Marzo y el 15 de Abril en el signo de Aries y coincidió cuando Christopher Wylie, un joven científico de datos, de 28 años , hizo explotar una bomba de relojería al confesar cómo la empresa para la que trabajaba, Cambridge Analytica, construyó una herramienta que con toda probabilidad ayudó a que Trump acabara ganando las elecciones de 2016, denunciando a Facebook por haber vendido datos de sus subscriptores a esta empresa. Esto obligó a Mark Zuckerberg, CEO y fundador de Facebook no sólo a pedir disculpas sino a RE-visar para RE-estructurar Facebook para que esto “según él” no vuelva a ocurrir. Aunque terminó admitiendo que sí había vendido los datos a esa empresa. No puedo imaginarme un evento más claramente Mercurio Retrógrado. La plataforma social más importante del mundo se ve expuesta y forzada a RE-envisionar su propósito y responder a sus fieles seguidores que somos casi todos, más de 2 billones de adeptos.

Los escépticos de Astrología siempre nos acusan de que prestamos atención a estos eventos que coinciden con la moción retrógrada de Mercurio, pero que en realidad estas cosas ocurren durante todo el año. Yo puedo verificar que cada vez que he tenido un problema de hurto o pérdida del móvil, ha sido durante estos periodos retrógrados y también de robos o pérdida de información en el ordenador. Esta vez el periodo de pre-sombra del ciclo, que es cuando Mercurio transita el grado del signo hasta donde retrocederá, que en este caso ha sido el 7 de Julio, en el grado 11 de Leo, ya ha comenzado.- El día 27 de Julio, justamente el día antes del Eclipse lunar o luna llena en Leo, a las 6 de la mañana GMT, se estaciona para comenzar su aparente marcha atrás a los 23º 27′ de Leo.

Todo aquello que nos obligue a RE-visar, RE-pensar y RE-estructurar algo tiene que ver con este ciclo. Mercurio en Leo sí que nos recuerda que a veces hablamos desde un lugar donde todavía no hemos llegado. Con esto me refiero a hablar de cosas que desconocemos o decirlas con una certeza que no tenemos. Una de las grandes lecciones de Leo es la humildad y en estos periodos retrógrados conectamos con decisiones, palabras dichas del pasado que debemos RE-examinar.

Cuando Mercurio se estaciona retrógrado el 26, el Sol ya está casi exactamente alineado con los Nodos Lunares, y la Luna lo hará unas horas después para cuando el eclipse lunar se forma exacto. La Luna además se arrimará a Marte retrógrado en Acuario que también es parte de esta lunación. Entonces RE-capitulemos: Mercurio Retrógrado en Leo y Eclipse lunar en Acuario. Podemos decir con firmeza que el ángulo LEO-ACUARIO está fuertemente activado en esta lunación y ciclo retrógrado de Mercurio.

Para el eclipse lunar en Leo del 31 de Enero de ese año, yo escribía: ” el dilema Leo-Acuario, nos habla de la relación con que tenemos con el “grupo”, la comunidad, la manada y con nuestro propio corazón. Que ha pasado o como has evolucionado en los últimos 6 meses con respecto a estos aspectos de tu vida?. Leo nos pide que abramos nuestro corazón al amor, a la creatividad, a expresar amor y abrirse a recibirlo. Acuario nos habla de nuestra relación con los amigos, con el grupo de gente con quien nos relacionamos de una forma menos personal y/o emocional. Acuario vive a diario su propio dilema de no sentirse parte de la manada, pero desesperadamente queriendo ser parte de ella. Leo, a su vez, que quiere ser admirado a toda costa, debe controlar su ego, para poder ser admitido en la manada. El tener que controlar nuestro ego, para poder sentirnos “parte de”, es un dilema Leo-Acuario. Si sucumbimos a la necesidad de ser diferentes al resto de la manada, entonces nos encontramos con la “señora soledad”. La manada demanda que nos entreguemos a ella sin diferenciarnos. Donde sea que cae esta angularidad en tu carta astral, será donde vives este dilema. Hacemos el camino solos o acompañados por el grupo?”

Esta vez, Marte en Acuario y en Retrógrado es parte de esta lunación. En el Hemisferio Norte coincide con el principio de las vacaciones de verano, por tanto toda actividad que durante el año realices formando parte de un grupo, se detiene y debes marchar solo/a por un tiempo, RE-evaluando tu relación con el grupo y el valor de este en tu vida.

Marte, que como digo compartirá los cielos con este Eclipse, también llamado luna de sangre el 27/28 de julio de 2018, es visible en el cielo nocturno casi todo el año, puede llegar a ser extremadamente brillante cada pocos años. Esto sucede cuando Marte y el Sol están en oposición, lo que significa que están en lados opuestos de la Tierra, como  es el caso para este eclipse. Esto se lleva a cabo cada 26 meses. El 31 de julio de 2018, Marte también hará su acercamiento más cercano a la Tierra-será cerca de 57 millones kilómetros o 35,7 millones millas lejos. Estos dos eventos tan cerca unos de otros harán que Marte sea más brillante y mucho más fácil de ver en el cielo nocturno.

Este eclipse, pertenece a la serie Saros 129, que está relacionado al del 31 de Enero del 2018, que perteneceía al ciclo Saros (que significa repetición) 145, entre los más cercanos. Este será el segundo y último Eclipse lunar de 2018. Es el 17º Eclipse lunar total desde 2001, el comienzo de este siglo, que verá 85 total de eclipses lunares. Es el Eclipse más largo del siglo y a Luna estará completamente cubierta por la umbra de la tierra durante 103 minutos, haciendo de este Eclipse el Eclipse lunar total más largo del siglo XXI. Todo el Eclipse, incluyendo las fases penumbral y parcial, tomará 6 horas y 14 minutos de principio a fin. La próxima vez veremos un eclipse similarmente largo será el 6/7 de agosto de 2036, que durará 6 horas y 12 minutos.

Los ciclos Saros duran cerca de 18 años o 223 meses sínodos, son definidos por las posiciones que se repiten del Sol, de la Tierra, y de la Luna sobre ese período de tiempo. Por esa razón, los eclipses lunares separados por un ciclo completo de Saros tienen características similares, incluyendo la época del año y la distancia de la luna de la tierra. Como he dicho, este Eclipse lunar es parte de la serie Saros 129, igual que el 16 de julio de 2000, Eclipse lunar total — el Eclipse más largo del siglo XX. La serie tiene 71 eclipses. Comenzó con un eclipse de luna penumbral el 10 de junio de 1351 y terminará con otro Eclipse penumbral el 24 de julio de 2613. Esto es para tengáis idea de lo especial que es cada lunación.

Pallas Athena también forma parte de esta lunación al encontrarse al lado del Sol y el Nodo Norte, lo que nos puede otorgar nuevas estrategias para tomar decisiones más valientes. Venus a su vez, en Virgo, acompañada de Ceres, oponen a Neptuno en Piscis que a su vez está en trígono a Júpiter en Escorpio, ya en moción directa. Estos contactos nos hablan de las inmensas posibilidades de nuestra vida. Sueña grande, por que ahora puedes darle ese impulso a tu vida que esté más de acuerdo con los deseos del alma. Por supuesto necesitaremos escuchar a Saturno, para que nos inspire a perseverar, a trabajar duro, por aquello con lo  que soñamos. Si tu alma lo pide es porque tienes los elementos para hacerlo realidad.

Urano junto a Juno forma una T-cuadrada a esta lunación, por tanto el tema de la liberación de situaciones y gente que sentimos que nos trunca y nos detiene, es potente para este eclipse.

Debes prestar atención a donde yace este ángulo Leo-Acuario en tu carta natal, para comprender que aspectos de tu vida están activados ahora y donde se encuentra este dilema de emerger de la consciencia de Grupo, para expresar tu individualidad y tu verdadero Ser. Por el contrario, también evoca la importancia del Grupo para  que podamos emerger como individuos. Esta es una situación de: “ni con, ni sin” el grupo. Si bien es hora de reclamar nuestra individualidad y libertad, también lo es, valorar la contribución a este proceso del colectivo o grupo o comunidad a la que pertenecemos.

Aquello que nos impulsa a querer liberarnos y a expresarnos individualmente, ha contribuido a ese impulso y a la riqueza de conocimientos con que contamos para poder liberarnos. Si te encuentras diciendo que no progresas o evolucionas por el grupo al que perteneces, no estás siendo completamente honesto contigo mismo. Si no evolucionamos es por que nos resistimos a cambiar y a abrir puertas a otros entornos y a otros grupos que  nos enriquezcan con sus conocimientos. Como dijo alguien: “aunque nada cambie, si yo cambio, todo cambia”. Como dijo Bob Marley: “Emancípate de la esclavitud mental”.

Usa las energías de este eclipse y este Mercurio Retrógrado para RE-examinar dónde y porqué te has quedado estancado y súbete al barco del cambio, porque TODO está cambiando continuamente. Si sientes que nada cambia es porque algo o alguien te tiene atado al pasado.

El cambio sólo puede ocurrir en nuestro interior y cuando ello ocurre, todo cambia.

 

Fuente: Cristina Laird ~ Astrología Arquetípica ~

lunaaa

LUNA LLENA en Sagitario – 29 de Mayo de 2018.

No Comments 2552 Views4

Comenzamos nuestro camino hacia el cambio de luna, ya que estamos dentro de los días considerados como la víspera de la Luna Llena, en este caso en Sagitario, después de una Luna Nueva en Tauro el 15 de Mayo. Y que Luna que fué! Como a menudo repetimos, la Luna Llena “concluye” lo iniciado en la Luna Nueva. La Luna Nueva en Tauro, que ocurría con una cuadratura Marte-Urano y tantos imprevistos nos trajo, tanta confrontación, tanta consciencia de la falta de libertad de movimiento, tanta oscuridad de emociones, tiene ahora la posibilidad de “cerrar” lo que se haya traído a la consciencia en estos últimos 15 días. Mucha gente se enfermó y se somatizaron esos sentimientos despertados por la energía de ese momento lunar. Los músculos se contrajeron como si algo en el cuerpo pidiese a gritos estirarse más, olvidando nuestras limitaciones. De repente, y gracias a un contacto Saturno-Juno, las relaciones de todo tipo, pero especialmente aquellas  que nos encuentran en una guerra de poder con otro u otros, nos confrontaban con la necesidad de romper cadenas (auto-impuestas generalmente), de salirnos de situaciones donde nos sentimos atados, privados de libertad. La rutina, se nos tiró encima como una nube negra, a través de la cual es difícil discernir que es lo que realmente queremos.

Aquí llega ahora la culminación de ello, con una Luna Llena en un signo de Fuego y con el Sol en el signo de Aire que le opone. Géminis tiene la magnífica cualidad de “desdramatizar” el drama. Consciente que todo cambia continuamente, es esa voz que nos dice: “no te preocupes, mañana todo será diferente”, pero Sagitario insiste en encontrar la verdad, y expandir nuestra experiencia hacia algo más auténtico. Esta Luna Llena forma una t cuadrada con Neptuno, es decir que éste extraordinario representante de lo etéreo, lo no real, el mayor enemigo de la realidad, el que nos embriaga y nos invita a evadirnos, a buscar consuelo en el escapar, ya sea ingiriendo alguna sustancia o sentándonos frente a la tele o Netflix por horas, enamorándonos de lo imposible, luchando por temas que nos unan a todos con el Universo, a menudo cayendo en el eterno sueño de un mundo mejor. Como decía Dane Rudhyar:” Neptuno el Reino del éxtasis y la revelación mística, el Reino del glamour y los fantasmas engañosos, el Reino de la alucinación y la intoxicación, el Reino del mar astral, pérfido en sus aguas poco profundas, sublime donde las grandes profundidades equilibran la superficie iridiscente; es el Reino del colectivo, donde el individuo se pierde en Nirvanas imaginarios o revive el Manto de Gloria del que han hablado todos los místicos: el Reino de la disolución y el caos o el Reino de la síntesis y la conciencia trascendente en la que La Cara de Dios es vista, y la pequeña célula realiza la magnitud y la gloria del organismo cósmico donde se mueve y donde se encuentra su Ser”

Esta Luna llena en Sagitario, tiene algo de ello, por tanto prepárate para noches de embriaguez o de creatividad, de escape o de encuentro con lo divino. Déjate llevar por las aguas Neptunianas, pero siempre de la mano de Saturno, para no irte a lugares de donde no puedas regresar. Esta es una buena Luna para escuchar música, participar en conciertos, realizar cualquier actividad creativa o espiritual que te permita experimentar lo que logramos en OM: vibrar al unísono con otros humanos.

Júpiter, el regente de Sagitario continúa en Escorpio en su fase retrógrada, en este momento, hasta el 11 de Julio y como ocurrió para la Luna Nueva, hace 2 semanas, la mirada es impulsada hacia adentro, hacia nuestra propia oscuridad, con la sugerencia de que miremos a nuestra propia bestia interna y tratar de descifrar lo que nos pide, lo que nos reclama. Nuestro poder radica en ella y por eso no es posible ni aconsejable, librarse de ella, aunque controlarla  y escucharla es nuestro deber. Ser sagaz es estar en armonía con nuestra bestia, ya que su instinto nos previene de cada peligro y su velocidad y ancestral sabiduría, nos permite percibir las amenazas de lo que nos rodea. Plutón sigue  en su acercamiento por cuadratura a Eris, y la ira de no sentirse incluido, valorado, puede resultarnos abrumador. Pero Júpiter también se encuentra en un gran trígono con Neptuno y Venus. No puedo imaginarme un aspecto más enriquecedor e inspirador. Deja que esta energía te lleve a buscar el placer de la conexión con los demás humanos, no importa de donde sean y sobre todo con el Cosmos que nos susurra que la separación es sólo una ilusión y que si nos relajamos y dejamos de lado los nacionalismos y el condicionamiento cultural, podremos disfrutar de la maravillosa variedad humana, con sus diferentes colores, lenguajes, propuestas y talentos y por qué no, locuras. Nada de ello niega el que todos somos humanos y vivimos en el mismo planeta. Los nacionalismos son de una mirada corta que sólo llega hasta las fronteras de nuestro país y es ciego al más allá. Está destinado a sucumbir al aburrimiento, al resentimiento y a la muerte creativa.

Vesta y Saturno (su padre)  y Kirón están conectados por cuadratura también y esa voz parece sugerirnos las ventajas del retiro espiritual, de la búsqueda silenciosa y serena, para escuchar lo que nuestra alma tiene que decir. A su vez Saturno es el ápice de un Yod formado por el Sol en Géminis y el Nodo Norte de la Luna en Leo, algo parece recordarnos que nadie ni nada tiene poder sobre nosotros más que los dioses, si te encuentras en una situación donde otros humanos te dicen lo que debes hacer, es porque estás regalando tu poder y tu autoridad a ellos. Sólo tu puedes decidir qué hacer en todo momento. Eso sí, a veces esto implica riesgo y peligro de fracaso, pero sin ello, nunca ganaríamos o evolucionaríamos. La vida es un constante riesgo sin garantías de nada. Pero nosotros con la ayuda de Saturno podemos poner los frenos y medir el riesgo. No le temas al ímpetu de una Luna Llena en Sagitario, el centauro no sabe donde va a parar la flecha que tira, pero lo mágico es hacerlo y luego vivir las consecuencias, ya que así gana en recursos y sabiduría. Tira la flecha y ten Fé en tí y si ello te cuesta, ten Fé en los dioses pues ellos premian el valor y el coraje. Es más, son terriblemente celosos de esas cualidades humanas.

No te abandones al cinismo y la desidia, Sagitario nunca abandona la búsqueda de la verdad.

Fuente: Cristina Laird – Astrología Arquetípica.

polnolunie-2016-1

LUNA LLENA en Escorpio – 29 y 30 de Abril de 2018 ~

No Comments 665 Views0

Si teníamos alguna duda del poder de lo femenino y de la relación de Escorpio con la sexualidad, esta Luna Llena en este signo del escorpión, nos ha traído la reacción de miles mujeres ante la injusticia del patriarcado y ante la obvia dificultad de muchos hombres de aceptar que cuando una mujer dice: NO! significa NO! y no una simple provocación.

Esta Luna Llena en Escorpio es particularmente potente por que el Sol y la Luna, opuestos en el cielo para una luna llena, como sabemos, forman una Gran Cruz con los nodos lunares que al mismo tiempo están alineados con Ceres. Y como la Astrología es poesía pura mezclada con magia, vemos la conjunción Marte Plutón casi en el ascendente Capricornio (temas sexuales y las instituciones), pero en la casa 12 (temas ancestrales), y Jupiter (la ley) en Escorpio al lado de la Luna en la parte más alta de la carta, en el Medio Cielo. Tanto Ceres como Plutón son parte del mismo mito griego, sobre la violación de Persefone, la hija de Ceres, por Plutón.  Coincidencias cósmicas?

Bueno, aquí va una reseña del mito del rapto de Persefone en pocas palabras:” Un hermoso día, estaba Persefone jugando con otras ninfas, el un campo lleno de flores, con su cabello rizado por el viento, disfrutando de la vida. Cuando de repente Hades (Plutón), que había salido de su escondite en “El gran abajo”, en su carruaje tirado por bellos caballos negros y siendo totalmente invisible, como lo era, cada vez que salía a la superficie, debido a un Casco que se colocaba que lo hacía invisible a los ojos de los demás, ve a Persefone y su séquito.
Cautivado por su belleza, decide en ese instante que ella sería su reina, la Reina del Gran Abajo. Como siempre lo hacía, lo que quería, lo cogía y así procede a llevarse en su suntuoso carro, a Persefone a las profundidades.
Cuando llega la noche, Demetra, la madre, se da cuenta que su hija no ha vuelto y sale a buscarla sin ningún resultado. En desesperación, después de varios días de búsqueda, acude a Zeus, Rey de los Dioses, para que la ayude.
Zeus le dice que es su hermano Hades quien la tiene pero que él no tiene ningún poder sobre el reino de las tinieblas. Por tanto, lo único que puede hacer es concertar un encuentro entre Hades y Demetra. Así ocurre y después de mucho deliberar, Hades accede a que Persefone, a quien nadie le ha preguntado su opinión, suba a la superficie, seis meses del año, que coincidirán con la Primavera y el Verano, pues madre tierra, al estar feliz, produce flores y verde y los otros seis meses estará a su lado en El Gran Abajo, que por supuesto es cuando  el Otoño y el Invierno, donde la tierra se seca y las hojas caen. Pero, antes de dejarle salir le hace comer de una Granada, como símbolo de que ya la había desflorado,  o tomado su virginidad, para asegurarse que de esa forma ella debía volver a él”.

También sabemos que Bill Cosby, el actor afroamericano, ha sido juzgado, por tanto, el tema de casos sexuales que llegan a las cortes ha sido un tema de esta Luna Llena en Escorpio. Pero hay más….

Folo, el “otro” Centauro (el que destapa la olla ancestral), recién entrado en Capricornio, sigue en cuadratura (90º) a Quirón (nuestra herida que no cura) que ha entrado en Aries, la acción emerge en los signos cardinales. Esto nos conecta con temas que debemos dejar salir a La Luz, temas que son heridas enquistadas y que vienen de mucho antes, de generaciones tras generaciones. Uno de ellos: la Violación, otro: la corrupción de la gente en el poder! Todos temas Escorpianos para los que no lo saben.

Como todas las lunas llenas, que es cuando hay más luz en la oscuridad, estos temas emergen del inconsciente colectivo para que confrontemos estas heridas y busquemos la forma de curar. Plutón al igual que los Centauros, nos hablan de esa Bestia interna que todos llevamos y que tanto nos cuesta domesticar. La “mala noticia”, es que la Bestia es indomesticable; la “buen noticia”, es que pierde poder cuando la traemos a la consciencia, pues nos permite anticipar su reacción.

Marte es tremendamente importante en esta luna llena, no sólo por que rige el signo de Escorpio junto con Plutón, sino que es además el dispositor de todos planetas en Aries: Quirón, Juno, Mercurio, Eris, Urano. Y además de la Luna y Júpiter en Escorpio. Nuestro guerrero interno junto a Plutón y en cuadratura a Eris. Esta es una combinación bombástica, pues habla de la furia femenina ante la injusticia: de género, de abuso sexual, de ser ninguneada, de ser humillada, de ser no escuchada.

Vesta-Folo y Juno-Quirón nos hablan elocuentemente , del poder femenino de rechazar el sexo (Vesta), algo que enfurece también al macho, y de competir en el Poder (Juno) con lo masculino.

Este es otro tema que sale a La Luz con Eris, para moverte en el mundo patriarcal si eres mujer, debes vestirte, hablar y actuar como un hombre. Si eres muy femenina, y te vistes seductoramente y además eres guapa: Madre Mía! Pecado por el que se te castigará, como Adán y Eva! La culpa de que nos expulsen del Edén, es de Eva. Hasta cuando??!!

Este es el momento de #metoo, o, #yotambien o #amitambien. No podemos dar marcha atrás, ni callarnos más. Éste es el momento de hablar, de compartir, de alzar la voz, de marchar, de escribir, de bailar, de pintar, exponiendo como nos sentimos las mujeres con respecto al abuso sexual, al tener que escondernos, al tener que esconder nuestra natural seducción para que no se lo tomen como una invitación a la violación. Es hora de decir BASTA y esta Luna Llena en Escorpio nos brinda una oportunidad más.

Medita sobre esto y anímate a decir BASTA!!!

Fuente: Astrología Arquetípica – Cristina Laird ~

577281_378467225533237_97389657_n

LUNA AZUL – LUNA LLENA en Libra. 31 de Marzo de 2018.

No Comments 983 Views0

Se usa el nombre Luna Azul para describir la segunda luna llena de un mes calendario.  El tiempo entre una luna llena y la siguiente es de un mes calendario. Así que la única vez que un mes puede tener dos lunas llenas es cuando la primera luna llena ocurre en los primeros días del mes. Esto sucede cada dos o tres años, por lo que este tipo de lunas azules  no pasan  muy a menudo.

La idea de una luna azul como la segunda luna llena en un mes provino de la edición de marzo de 1946 de la revista “Sky and Telescope”, que contuvo un artículo llamado “una vez en una luna azul” (once in a Blue moon) por James Hugh Pruett.  Esta expresión en inglés se utiliza para referirse a algo que no ocurre muy a menudo

El dijo: “Siete veces en 19 años ha habido y todavía hay-13 lunas llenas en un año. Esto da 11 meses con una luna llena cada uno y uno con dos”. Se necesitan 13 lunas llenas en un año calendario para tener dos lunas llenas en un mes calendario.

Este año ha ocurrido en Enero y ahora en Marzo, ya que Febrero se quedó sin Luna Llena, y por supuesto que la Luna no se verá azul.

Como todas las Lunas Llenas èste es un momento de culminación, de completud.

A pesar de formarse en el signo de Libra, es cuando el Sol se encuentra en Aries, el signo que comienza el año astrológico y además ambos (Sol y Luna) forman una T-cuadrada, a Marte en Capricornio, planeta que rige Aries. Por tanto Marte se encuentra en cuadratura (90º), o sea en ángulo recto, a las dos luminarias, en signos Cardinales. Esto agregado al hecho que Marte está alineado a Saturno también en Capricornio en estos días. Podemos decir con tranquilidad que difícilmente habrá tranquilidad para esta Luna Llena, sobre todo para los signos cardinales. Este aspecto en particular pondrá en tela de juicio las relaciones de estos signos (Aries-Cáncer-Libra-Capricornio), y nos empujará a confrontarnos con el hecho que si queremos salvar nuestras relaciones, a veces tenemos que hacer cosas que van en contra de lo que nos apetece hacer. Marte despierta en nosotros el guerrero o guerrera internos y nos confronta con nuestra propia competitividad. Cuando ésta es usada en positivo, entonces tenemos buenos momentos deportivos, pero si lo aplicamos a las relaciones con los demás, fuera del ambiente deportivo, pueden saltar chispas. Afortunadamente, estando la Luna en Libra, si logramos conectar con nuestra parte más sabia y adulta, lograremos encontrar un compromiso con aquellos que nos desafían.

Marte y Saturno en Capricornio, antiguamente llamados “maléficos” y antes del descubrimiento de Urano, Neptuno y Plutón, los más maléficos, tienden a confrontarnos con la realidad más cruda, y nos obligan a bajarnos del carro que nos lleva a una ilusión de nosotros mismos que nos despega o desconecta de la realidad.

Este es sin duda una combinación que nos obliga a “parar” y RE-considerar nuestra posición y nuestra actitud en este momento de nuestra vida. Marte nos despierta el guerrero interno y Saturno el sabio, por tanto este es un tiempo para la reflexión, para dejar el adulto en nosotros hablarle al impulsivo soldado interno y buscar nuevas estrategias y compromisos para poder continuar nuestro camino con más integridad y más en línea con las demandas del alma,  sin ignorar nuestras limitaciones de simples mortales y nuestras capacidades reales. Marte se encuentra exaltado en Capricornio y Saturno está en su propia casa, por tanto esta es una combinación muy poderosa, pero por supuesto que nos fuerza a confrontar el hecho que somos simples mortales y no dioses. Si nos estamos excediendo en algo, nos encontraremos con una pared que nos recuerde que tenemos límites y donde más se viven es en nuestro cuerpo. Si te enfermas para esta luna llena, debes revisar tus hábitos y tu alimentación. Este puede ser simplemente un llamado a tomarnos las cosas con más calma, respetando nuestro cuerpo y nuestra habilidad de manejar el estrés. Como coincide con la Semana Santa, imagino que muchos estarán haciendo justamente esto.

Por otro lado, para aquellos que han estado trabajando hacia algo con dedicación e integridad, entonces el premio puede llegar, beneficiándose de los favores de Saturno que ama la integridad y la perseverancia. Este planeta siempre premia la dedicación y la perseverancia. Estando en Capricornio, este premio  o reconocimiento puede llegar de la autoridad, de instituciones, de los padres, etc.

Vesta y Quirón se encuentran vinculados en una cuadratura y sus voces nos invitan a retirarnos a disfrutar de nuestra propia compañía, dejando de lado el miedo a la soledad.

Con Folo también en Capricornio en un trígono exacto a Venus que acaba de entrar en Tauro donde ella reina suprema, nuestra actitud hacia el placer y la voz familiar que llevamos dentro que condiciona esto, es un punto para analizar. ¿Podemos permitirnos disfrutar y divertirnos sin sentir culpa? Si la respuesta es no, entonces este es un buen momento para investigar estas voces ancestrales que no nos permiten hacerlo; si la respuesta es sí, entonces a disfrutar! Con Mercurio y Júpiter en retrógrado, la modalidad será más taciturna y meditativa, lo que nos ayudará a vivir esa armonía de la Luna en Libra de una forma placentera e inteligente.

Feliz Luna Llena a todos! Ábrete a recibir los regalos de los dioses y aprende de las lecciones que vienen con ellos.

Fuente: Cristina Laird – Astrología Arquetípica ~

14681678_1802043860044162_1083679725434533406_n

LUNA LLENA EN VIRGO. 1 y 2 de MARZO de 2018.

No Comments 698 Views0

Aquí estamos ya en la primera Luna Llena después de 2 eclipses (31 de Enero y 15 de Febrero), una Luna en Virgo cuando hay 6 planetas todavía en Piscis: Juno, Sol, Neptuno, Mercurio, Venus y Quirón. Una lunación que intenta traer balance  y agregar un poco de Tierra, a este momento de energías tan Piscianas, tan de Agua, tan confusas y evasivas y soñadoras.

Si te has estado sintiendo más confuso/a que nunca, con las ideas menos claras, con deseos de hacer cosas pero sin la energía para ello, entonces es que has estado reaccionando a estos planetas en Piscis, que nos impulsan a soñar con todo lo que podríamos hacer, pero que hace poco por facilitarnos el camino hacia ello. En un momento cuando el mundo parece más dividido que nunca, estos planetas desde Piscis nos impulsan a la comprensión que a pesar de las diferencias culturales, todos estamos en el mismo barco y que nuestras luchas son las mismas. La Luna se encuentra en un trígono a Saturno en Capricornio y a Pallas en Tauro, lo que le da un toque aún más terrenal y nos invita a dar forma a un proyecto, ya que algo nos dice: “si te esfuerzas las cosas saldrán bien”. Los contactos de Saturno con la Luna también dicen algo así como: “este es el momento adecuado”, el Kairos. Pallas es la estratega por excelencia, por tanto nos puede ayudar en la organización.

La historia de Jesús (Piscis) quien se sacrificó por el mundo y las dos Marías, su madre y la Magdalena (dos aspectos de Virgo), son también la imagen Piscis Virgo que el inconsciente colectivo, nos ha legado. Ellas cuidaron de su cuerpo moribundo aliviando su dolor, y el se sacrificó por el dolor del mundo.

El Sol se junta con Neptuno en Piscis una vez al año, y es un momento donde podemos permitirnos mirar con atención a nuestros sentimientos y observar qué es eso que nos falta para ser feliz. Neptuno nos habla a través de nuestra intuición, de nuestros anhelos,  nuestros sueños y nos informa del estado del alma. La Luna en Virgo nos susurra que algo de todo aquello que queremos es posible, si sólo lográsemos alinearnos con los deseos del alma y la realidad de nuestras posibilidades.

La angularidad Piscis-Virgo también nos muestra esos puntos de nuestra psique donde nos sentimos víctimas de algo o alguien. A nivel colectivo podemos decir fácilmente que todos estamos siendo víctimas de nuestros políticos, de las grandes empresas, de los bancos, etc, pero a nivel personal, también podemos sentirnos sin poder ante alguien o ante una situación. La realidad es que a menos que seas un niño/a, siempre podemos re-encontrar nuestro poder interno y buscar formas de salirnos de esa forma de pensar que nos victimiza. Esta lunación es un buen momento para reflexionar sobre ello. Con Mercurio, Venus y Quirón prácticamente juntos en Piscis, en cuadratura a Marte y trígono a Júpiter en Escorpio, esto es realmente el momento para tomar consciencia, que en la mayoría de los casos, es nuestra propia idiosincrasia, condicionada por los valores familiares y culturales lo que nos victimiza. Si sólo pudiésemos ver esto con claridad y salirnos de ese lugar que nos lleva a sentir que no tenemos el poder, o la inteligencia, o la capacidad necesarias para cambiar esos patrones que nos encarcelan y no nos dejan ser libres. Como he hablado en otros artículos las mujeres estamos encontrando el camino hacia la liberación del abuso sexual, si sólo tomamos consciencia y nos damos cuenta que podemos denunciar. Cada día un hombre va a la cárcel, últimamente por abuso sexual, y lo que es mejor, es que son hombres en posición de poder, que antes pensábamos que nada podría tocarles, como lo han sido el médico del equipo olímpico norteamericano; el coach de fútbol en Inglaterra, que abuso de cientos de niños, y ni hablemos de lo que está pasando con personajes en Hollywood y en la política en muchos países.  Pues ahora sí que está ocurriendo. Los chicos también, pueden negarse a seguir cumpliendo patrones masculinos que no van con su alma.

Antes de reencontrarnos con nuestro poder interno tenemos que ver con claridad a quién se lo hemos estado regalando.

El tema del servicio es otro tema Virgo. Esta angularidad Virgo-Piscis nos impulsa a participar en el mundo y defender lo que consideramos de valor. No estoy hablando de nacionalismos ni banderas, pero sí de mirar el dolor de la humanidad y decidir tomar acción. Piscis nos permite sentir el dolor humano y Virgo se especializa en encontrar formas para aliviarlo, analizándolo, aprendiendo diferentes técnicas que ayuden en el proceso. Aquellos  temas como la enfermedad mental, la desigualdad de ciertas culturas, por ejemplo. Si hay algo con lo que debemos luchar es con ese sentimiento que por que vivimos en un lugar seguro, somos superiores a aquellos que no. Venus que ha estado ausente de nuestro cielo en su viaje por el Submundo, re-emerge el 4 de Marzo en nuestro horizonte, pegada a Mercurio en los últimos grados de Piscis. Si tienes planetas en los otros signos de Agua: Cáncer o Escorpio, o en los últimos grados de Géminis, Virgo, Sagitario o Piscis, entonces grandes mensajes llegan a tu consciencia de tus antepasados, desde los dioses, enriqueciendo tu percepción de lo que es importante para ti y lo que no. Estos son momentos donde la Compasión, el Amor Universal, la Creatividad, de repente, te hacen sentido. Júpiter se estaciona retrógrado el 8 de Marzo y volverá a formar el trígono exacto a Neptuno el 25 de Mayo, por tanto esta necesidad de abrirnos al dolor humano, y no sólo al de los nuestros, seguirá fluyendo y enriqueciendo nuestra capacidad de amar. No sólo yo y los míos sufrimos. El mundo sufre, mira las noticias. Esto nos brinda la oportunidad de unirnos a causas humanas, y no sólo a las nacionales.

Quirón en Piscis descansa de su cuadratura a Saturno de todo el año pasado, pero de la mano de Mercurio y Venus, nos ayuda a darnos cuenta que en realidad tenemos todo lo que necesitamos para hacer nuestro sueño realidad. Nos recuerda que no hay nada ni nadie mejor que yo en ser yo. Ya somos esa perfección que buscamos. Por tanto el encuentro con nuestros propios talentos, nuestro propio valor, es unos de los mensajes de estos dos dioses y Quirón nos da herramientas para poder mirar nuestro propio dolor ante todo eso que no somos y queremos ser, mostrándonos que la perfección es inherente a nuestro cuerpo humano, que el tema de la belleza física es un acondicionamiento cultural y nos nubla la vista ante la verdadera Belleza. Las flores son perfectas, sean rosas, margaritas, claveles o violetas.

Aprovecha el trígono de Júpiter  a estos planetas en Piscis para buscar más allá de la superficie, más allá del árbol, para poder ver la totalidad del bosque, la totalidad de tu ser y encontrar así, la verdadera Venus, la verdadera Belleza que viven en todos y cada uno de nosotros. Cuando conectas con la diosa del Amor y la Belleza entonces te encuentras con ello. Mientras Venus brille en nuestro firmamento, vive y brilla en ti, si sabes verlo.

Fuente: Cristina Laird – Astrología Arquetípica.

bf2715c603957e3062b0

PRIMER ECLIPSE DEL AÑO. LUNA LLENA en Leo. 31 de Enero de 2018.

1 Comment 1672 Views0

Las lunas llenas representan un momento muy importante del mes, cuando de alguna forma, algo culmina, algo, de repente, nos hace sentido, “cae la moneda”, en particular aquello que haya comenzado con la luna nueva anterior, que en este mes de Enero fue en Capricornio, el 16 de Enero.  Pero, cuando una Luna Llena es a su vez un eclipse, es decir, que la Luna, en este caso en Leo, culmina en oposición al Sol, en Acuario y alineada con los Nodos Lunares, entonces la lunación es aún más potente. Este es una eclipse total de Luna, también conocida como Luna de Sangre, por su color rojizo cuando el eclipse está ocurriendo.  Éste, en particular, será visible en gran parte de los Estados Unidos, el noreste de Europa, Rusia, Asia, el Océano Índico, el Pacífico (donde será su fase más exacta) y Australia. Este eclipse está relacionado con el eclipse total de Sol del 21 de Agosto 2017, que cruzó los Estados Unidos de costa a costa. Vuelve a iluminar el dilema Leo-Acuario, que nos habla de la relación  que tenemos con los grupos, la comunidad y con nuestro propio corazón. Que ha pasado o como has evolucionado en los últimos 6 meses con respecto a estos aspectos de tu vida? Leo nos pide que abramos nuestro corazón al amor, a la creatividad, a expresar amor y abrirse a recibirlo. Acuario nos habla de nuestra relación con los amigos, con el grupo de gente con quien nos relacionamos. Acuario vive a diario su propio dilema de no sentirse parte de la manada, pero desesperadamente querer ser parte de ella. Leo, a su vez, que quiere ser admirado a toda costa, debe controlar su ego, para poder ser admitido en la manada. El tener que controlar nuestro ego, para poder sentirnos “parte de”, es un dilema Leo-Acuario. Si sucumbimos a la necesidad de ser diferentes al resto de la manada, entonces nos encontramos con la “señora soledad”. La manada demanda que nos entreguemos a ella sin diferenciarnos. Donde sea que cae esta angularidad en tu carta astral, será donde vives este dilema. 

Para este eclipse, el Sol que está opuesto a la Luna en Leo, se encuentra a 3º de distancia del Nodo Sur de la Luna, está acompañado por Venus a unos 5º de distancia y Juno a 8º de separación. Nuestra idea de lo que las relaciones deben ser, están coloreadas por nuestro adoctrinamiento familiar y cultural. Pues ha llegado el momento de dejar ir de ello, para poder curar nuestras relaciones o para abrirse a ellas. Acuario nos recuerda que no podemos hacerlo todo con nuestra pareja, no podemos compartir cada segundo del día con el otro. Debemos dejar ir de hábitos que nos sofocan y convierten nuestras relaciones en una monotonía insoportable. Cómo? Pues escuchando a Leo, que nos recuerda que somos todos individuos y nuestro destino personal debe ser atendido, como una absoluta prioridad, a pesar o gracias a nuestras relaciones personales. El descubrimiento de nuestro don personal, es un “must” para Leo, que ha nacido para ello, para descubrirlo y expresarlo por que es consciente que sin ello, habrá derrochado esta vida. Si sólo seguimos la manada para no sentirnos solos, no podremos ser felices, ni sentirnos dueños de nuestro destino. Por el contrario, si sólo nos especializamos en nuestras diferencias, nunca podremos sentirnos “parte de” y por tanto, la soledad nos consumirá. Estos son los increíbles dilemas de los seres humanos, que en este caso, es esa parte de nuestra psique que se corresponde con Leo-Acuario. La Luna en Leo, se encuentra al lado del Nodo Norte y en conjunción exacta a Ceres, la Gran Madre. Esta es una oportunidad maravillosa para curar nuestras heridas maternas, la relación con nuestra madre, o separarnos de ella, si es lo que necesitamos para convertirnos en adultos. Nos guste o no, esta es la relación más importante de nuestras vidas, o al menos durante la mayor parte de ella. Aún cuando ya no están en plano físico, a menudo seguimos trabajándonos esa relación. A nivel colectivo, esto también aplica a la relación que tenemos como especie, con la Pachamama, con la Naturaleza, la Gran Madre. Nunca tan relevante como ahora, cuando estamos sufriendo las consecuencias de no respetarla como debemos. Como dijo Bert Hellinger, creador de las constelaciones familiares, es imposible tener éxito en nuestra profesión, si no hemos curado la relación con Madre. Lo interesante de descubrir que quizás no hemos tenido el cariño, ni la atención que necesitábamos de niños, es que una vez comprendido, podemos comenzar a darnos a nosotros mismos y a los demás, eso que pensamos que no se nos dió. En la consciencia colectiva, SIEMPRE hay AMOR, por tanto, siempre podemos encontrar AMOR, en lo más profundo de nuestra Psique.

Acuario, usa el recurso del despegue emocional, para evitar heridas emocionales. Cuando alguien comienza a acercarse mucho, Acuario sale corriendo, pero Leo nos dice: lánzate al amor, arriesga ser herido, siente como tu corazón late, aunque sea en el sufrimiento, pues eso te dice que estás vivo y te enseña las lecciones más importantes de tu vida. Sin haber llorado por amor, no has vivido, dice Leo. Así es que para este eclipse podemos encontrarnos con estos sentimientos, con celos, con discordia que nos obliga a confrontarnos con estos temas. Plutón desde Capricornio que sigue en cuadratura a Urano y Eris, nos obliga a tomar la decisión de cambiar, si no queremos seguir en la misma insoportable situación. Debemos dejar ir de aquello que ya no nos sirve y abrirnos a reconocer lo que necesitamos para estar más felices. Si usas recursos para luchar en contra de la necesidad de sentirte “parte de”, al menos se consciente de ello y respeta tu soledad. Si logras aceptar que eres un simple humano, entonces la soledad no existe, pues estamos todos en el mismo barco (planeta) y con los mismos dramas. Los eclipses quitan La Luz por un breve instante, para que podamos mirar y aprender a ver en la oscuridad, en lo más oscuro de nuestras emociones y pensamientos. Aceptar que todos sentimos miedo, ansiedad, terror, envidia, celos, es parte del proceso de aceptarse como ser humano. Una parte de nuestra psique vive en la jungla y como dijo Werner Hersog, después de vivir en ella un par de años, mientras filmaba su película “Fitzcarraldo”: “la jungla es un país sin terminar, creado con ira, la única armonía en ella es el abrumador y colectivo constante asesinato, en un lugar obsceno, sin orden, de un follar abrumador, en la desesperación por sobrevivir”. Si queréis verlo, ir a: https://www.youtube.com/watch?v=3xQyQnXrLb0 (en inglés)

Siendo Acuario un signo de Aire, nos da la capacidad mental necesaria para que podamos ver con claridad donde nos encontramos en nuestra vida y Leo nos dice que miremos nuestro corazón y le escuchemos con atención, pues es allí donde está la llave,  para abrir esas puertas que necesitamos abrir, para evolucionar, para pasar al próximo capítulo, a lo nuevo, a descubrirnos una vez más, y poder aceptar la extraordinaria riqueza de la psique humana. Si crees que ya sabes todo sobre ti, piensa otra vez, o mejor aún, no pienses, deja que tu corazón te indique el camino. Somos mucho más de lo que creemos Ser.

Feliz eclipse a todos!

Fuente: Astrología Arquetípica – Cristina Laird

11350608_887141641325174_3035122788125551726_n

LUNA LLENA en CÁNCER. Año Nuevo de energías poderosas.

No Comments 1083 Views0

No puedo imaginar  un mejor comienzo de año que una Luna Llena en Cáncer que envuelve a Venus en su vibración. Con el Sol a unos escasos grado y medio de distancia de Venus/Afrodita, “nacida de la espuma”, que es lo que su nombre significa, Diosa de la Belleza y el Deseo, nos embriaga de eso, de Belleza. Un impulso que parece decir: “Amaos los unos a los otros”, “Buscad la Belleza en cada uno de vosotros” Relacionaros y acompañaros en vuestro camino. No hay nada como iluminar el lado bello de los demás. Inmediatamente la recompensa se hace sentir y conectamos con nuestro propio lado bello.

Cuando Venus es desencadenada en nuestro interior, comenzamos a brillar e irradiar Belleza, pero no ese tipo de belleza banal, superficial,  que depende de un atuendo, de maquillaje o de grandes adornos, sino LA Belleza. Esa que emana de un amanecer, un atardecer, una flor, una mirada, una voz, un gesto, una sonrisa, la danza, un aroma, etc. Este tipo de Belleza que TODOS llevamos dentro y que a menudo permanece en vida latente por una buena parte de nuestras vidas, hasta que alguien o algo la despierta y activa. Pero Venus no viene sola, ya que Saturno la acompaña dando una inyección de seriedad y quizás tristeza a esta lunación. Por el otro lado a unos 7º de distancia del Sol está Plutón, todos ellos en Capricornio, que naturalmente opone Cáncer.

Esta lunación en Cancer significa que la Luna está en su propio signo, impulsándonos a buscar ese lugar donde nos sentimos seguros y protegidos y ayudarnos así a comenzar el nuevo año, partiendo de una base de sentimientos reconocidos y auténticos, sin falsedades ni adornos. La angularidad Cáncer-Capricornio nos llama a meditar sobre nuestro pasado, nuestros orígenes, simplemente para que podamos resurgir en una forma renovada y auténtica, habiendo aceptado nuestra estirpe, nuestra tribu, nuestra cultura. El origen no describe la totalidad del viaje, pero sí las raíces de nuestra mirada y entendimiento de la realidad que nos rodea. Curiosamente esto no necesariamente describe nuestra nacionalidad, ni nuestra bandera, que pueden ser una eventualidad. Hoy en día, nuestras raíces están tan mezcladas que las voces de nuestros ancestros hablan muchos idiomas.

Capricornio el signo de la cabra, con cola de pez, recuerda a Cáncer la necesidad de dar forma concreta a su creatividad, algo que fuerza al cangrejo a salir de la cueva y arriesgar la confrontación con la monotonía cotidiana de la creatividad. Afortunadamente esta es una lunación cardinal, por tanto nos invita a la acción y porqué no, al riesgo. Capricornio nos dice que debemos avanzar lento pero seguros, en una dirección concreta, sin distracciones, aceptando nuestras limitaciones y respetando nuestras inseguridades. Cáncer acepta lo imprevisible de la inspiración pues sabe que no viene cuando la llamamos, sino cuando el Cosmos nos lo permite, cuando Venus lo dispone.

Venus es la Diosa de la Creatividad y hace lo que quiere, no hay ni un simple mortal que pueda darle órdenes- Eso sí, cuando ella dispone, tenemos que estar dispuestos y preparados para tomar las riendas y dar forma, nuestra forma personal, a esa energía que ella nos envía, siempre con la consciencia de la fragilidad de nuestra colaboración. Si no lo hacemos con agradecimiento y humildad, la fluidez se arresta y Cáncer puede cerrarse en su cueva y Capricornio puede internar controlar lo incontrolable, necesitando una vez más, la lección que el control de un mortal, solo provoca un sonrisa en la Diosa.

El otro aspecto interesante de esta lunación es la T-cuadrada que forman Marte y Júpiter, que se acercan inminentemente a conjunción en Escorpio, con los Nodos Lunares en Leo-Acuario. Una t-cuadrada en signos fijos que envuelven los nodos lunares, nos recuerda que nuestra misión en la vida es evolucionar, superando los predicamentos de nuestros padres, con una nota personal y una llave que sólo lleva nuestro nombre. No podemos echarnos atrás, ni podemos renunciar a nuestro destino. El único libre albedrío disponible, es el hacerlo con gusto o sufriendo. Una vez que comprendemos y aceptamos nuestro destino, podemos comenzar a disfrutar de la vida y hacernos cargo de él, con toda nuestra creatividad y fuerza, para que esta vida que nos toca vivir, sea extraordinaria.

Urano, que está a punto de dejar Aries, después de 7 años en este signo y 5 meses en retrógrado, se estaciona directo el 2 de Enero, renovando su relación con su compañera de los últimos 2 años, Eris. Pallas Athena también les acompaña y qué energía tan poderosa tenemos para finalmente empoderarnos y aceptar que los cambios que nos envía el Cosmos, están ayudados por nuestro inconsciente y como si de un rayo de energía se tratase, tenemos la posibilidad de dar impulso a nuestra vida en la dirección que queramos, con la certeza y la confianza en nuestra intuición y nuestras capacidades. Si te encuentras con la desidia y auto-duda, salúdales y sigue de largo, que en este comienzo de año, tienes todo lo que necesitas para Re-comenzar y Re-cordar que Afrodita te susurra desde tu psique y te impulsa a creer en tí y a crear.

Fuente: Cristina Laird – Astrología Arquetípica