Tag Archives: Textos y Poesías

127033742_1531016347089542_2515660678333165341_n

EL HIJO MÁS AMADO.

No Comments 13 Views0

Cierta vez preguntaron a una madre cuál era su hijo preferido, aquel que ella más amaba.
Ella, dejando entrever una sonrisa, respondió:
– Nada es más voluble que un corazón de madre y como madre, le respondo:
El hijo más amado es:
Aquel a quien me dedico en cuerpo y alma:
Es mi hijo enfermo, hasta que sane.
El que partió, hasta que vuelva.
El que está cansado, hasta que descanse.
El que está con hambre, hasta que se alimente.
El que no trabaja, hasta que se emplee.
El que se enamora, hasta que se case.
El que se casa, hasta que conviva.
El que es padre, hasta que críe a sus hijos..
El que debe, hasta que pague.
El que llora, hasta que sane su corazón y su pena..
Y ya con el semblante bien distante de aquella sonrisa, completó:
Madre es madre, aunque el hijo se olvide de ella.
Así es y así será por siempre …
Porque cada hijo en su momento es el más amado.
Fuente: web ~ Cred. a quien corresponda ~
28058433_1302862003148652_7516353894594974337_n

LA VIDA. (texto atribuído a Bert Hellinger) ~

No Comments 131 Views0

La vida te desilusiona para que dejes de vivir de ilusiones y veas la realidad. La vida te destruye todo lo superfluo, hasta que queda solo lo importante. La vida no te deja en paz, para que dejes de pelearte, y aceptes todo lo que “Es. La vida te retira lo que tienes, hasta que dejas de quejarte y agradeces. La vida te envía personas conflictivas para que sanes y dejes de reflejar afuera lo que tienes adentro.

La vida deja que te caigas una y otra vez, hasta que te decides a aprender la lección. La vida te saca del camino y te presenta encrucijadas, hasta que dejas de querer controlar y fluyes como rio. La vida te pone enemigos en el camino, hasta que dejas de “reaccionar”. La vida te asusta y sobresalta todas las veces que sean necesarias, hasta que pierdes el miedo y recobras tu fe.
La vida te quita el amor verdadero, no te lo concede ni permite, hasta que dejas de intentar comprarlo con baratijas.
La vida te aleja de las personas que amas, hasta que comprendes que no somos este cuerpo, sino el alma que él contiene. La vida se ríe de ti tantas veces, hasta que dejas de tomarte todo tan en serio y te ríes de ti mismo. La vida te rompe y te quiebra en tantas partes como sean necesarias para que por allí penetre la luz.
La vida te enfrenta con rebeldes, hasta que dejas de tratar de controlar. La vida te repite el mismo mensaje, incluso con gritos y bofetadas, hasta que por fin escuchas. La vida te envía rayos y tormentas, para que despiertes. La vida te humilla y derrota una y otra vez hasta que decides dejar morir tu EGO. La vida te niega los bienes y la grandeza hasta que dejas de querer bienes y grandeza y comienzas a servir.

La vida no te da lo que quieres, sino lo que necesitas para evolucionar. La vida te lastima, te hiere, te atormenta, hasta que dejas tus caprichos y berrinches y agradeces respirar.

La vida te corta las alas y te poda las raíces, hasta que no necesitas ni alas ni raíces, sino solo desaparecer en las formas y volar desde el Ser. La vida te niega los milagros, hasta que comprendes que todo es un milagro. La vida te acorta el tiempo, para que te apures en aprender a vivir. La vida te ridiculiza hasta que te vuelves nada, hasta que te haces nadie, y así te conviertes en todo.

La vida no te da lo que quieres, sino lo que necesitas para evolucionar. La vida te lastima, te hiere, te atormenta, hasta que dejas tus caprichos y berrinches y agradeces respirar. La vida te oculta los tesoros, hasta que emprendes el viaje, hasta que sales a buscarlos. La vida te niega a Dios, hasta que lo ves en todos y en todo. La vida te acorta, te poda, te quita, te rompe, te desilusiona, te agrieta, te rompe … hasta que solo en ti queda AMOR.
Atribuído a Bert Hellinger ~
Fuente: web ~

 

190696111_340312677459832_5760927905144554662_

LA LEYENDA DEL AVE FÉNIX.

No Comments 324 Views1

El Fénix era un ave maravillosamente bella que vivía en el paraíso , junto con el primer hombre y la primera mujer, a los que seguía a todas partes. Cuando Adán y Eva fueron expulsados, un ángel portador de una espada de fuego fue designado para cuidar las puertas del paraíso e impedir que la pareja pudiera volver al Edén.
Empujado por el amor y la lealtad, el ave Fénix intentó impedir que las puertas se cerraran definitivamente para sus amigos. Entonces, una chispa saltó de la espada del guardián y el hermoso plumaje del ave se encendió, terminando con su vida en una llamarada multicolor.
Quizá como un premio por haber sido la única bestia que se había negado a probar el fruto prohibido, o quizás porque era injusto que un acto de amor terminara en una muerte así, el caso es que todos los ángeles estuvieron de acuerdo en concederle al ave Fénix varios dones, como el de Sanar las heridas de otros seres vivos con sus lágrimas y el de la vida eterna…
Su inmortalidad se manifestaba en su eterna capacidad de volver a la vida resurgiendo de entre sus cenizas.
Según la leyenda, cuando le llegaba la hora de morir, el ave Fénix hacía un nido de especias y hierbas aromáticas y ponía en él un único huevo. Después de empollarlo durante algunos días, una noche, al caer el sol, el Fénix ardía espontáneamente, quemándose por completo y reduciéndose a cenizas.
Gracias al calor de las llamas, se terminaba de empollar el huevo y, al amanecer, el cascarón se rompía,resurgiendo de entre los restos aún humeantes el ave Fénix. No era otra ave, era el mismo Fénix, siempre único y eterno, aunque siempre más joven y fuerte que antes de morir. Siempre más sabio porque tenía, además, la virtud de recordar todo lo aprendido en su vida anterior.
El mito del ave Fénix existe en casi todas las culturas ancestrales transmitiendo la lección de: Volverlo a Intentar.
Es un animal de buen augurio, garantizando la vida y el eterno crecimiento de la raza. Representa los cinco dones más virtuosos:
justicia, fiabilidad, coraje, compasión y humildad.
Los que amamos los cuentos sabemos que, cuando una historia está tan presente a lo largo y a lo ancho de la geografía y de la historia , no puede significar más que una necesidad universal y compartida, una enseñanza o un aprendizaje que debe pasarse de generación en generación:
Aprender de los fracasos, volver a intentar lo que no se consiguió, enriquecido por la experiencia, y crecer en la adversidad.
Un mensaje de los ancestros que hoy definiríamos como un elogio a la resiliencia y que, para los estrategas de la guerra, se resume en aquella conocida frase que anuncia que perder en la más cruel de las batallas, pero no morir en ella, solo consigue hacernos más fuertes.
” Hay una etapa de la vida en la que tienes que Renacer… así que levántate y emprende el vuelo…”
gandhi

LO QUE GANDHI LE ENSEÑÓ A SU PROPIO MAESTRO. Una historia que inspirará tu vida.

No Comments 70 Views0

Más allá de su veracidad, atiende esta gran enseñanza: Cuando Gandhi estudiaba Derecho en Londres, un profesor de apellido Peters le tenía mala voluntad; pero, el alumno Gandhi nunca le bajó la cabeza y eran muy comunes sus encuentros:
Un día Peters estaba almorzando en el comedor de la Universidad y el alumno viene con su bandeja y se sienta a su lado; el profesor, altanero, le dice: «Joven Gandhi, Ud. no entiende! Un puerco y un pájaro, no se sientan a comer juntos»; a lo que Gandhi le contesta: » Esté Ud. tranquilo profesor, yo me voy volando» y, se cambió de mesa…
El Señor Peters verde de rabia, decide vengarse en el próximo examen; pero, el alumno responde con brillantez a todas las preguntas… Entonces, le hace la siguiente interpelación: «Gandhi, Ud. va caminando por la calle y se encuentra con una bolsa, dentro de ella está la sabiduría y mucho dinero, ¿cuál de los dos se lleva? «… Gandhi responde sin titubear: «¡Claro que el dinero, profesor!» El profesor sonriendo le dice » Yo, en su lugar, hubiera agarrado la sabiduría, ¿no le parece?»… Gandhi responde: » Cada uno toma lo que no tiene profesor»…
El profesor Peters, histérico ya, escribe en la hoja del examen: «IDIOTA» y se la devuelve al joven Gandhi… Gandhi toma la hoja y se sienta… Al cabo de unos minutos se dirge al profesor y le dice: «Profesor Peters, Ud. me ha firmado la hoja, pero no me puso la nota…»
A veces la gente intenta dañarnos con ofensas que ni siquiera nos hemos ganado. Pero sólo nos daña el que puede y no el que quiere. Si permites que una ofensa te dañe, te dañará. Pero si no lo permites, la ofensa volverá al lugar de donde salió.
soberbia

NO, NO ES SOBERBIA DEJAR DE ESTAR PARA TODOS CUANDO UNO TAMBIÉN SE NECESITA.

No Comments 221 Views0

No, no es soberbia dejar de estar para todos cuando uno también se necesita.
No es soberbia cuidarse un poco, trazar una linea entre las expectativas de uno y las de los demás.
No lo es amarse mas que a nada, de hecho es lo mas sano que nos puede suceder.
No lo es cansarse de ciertas cosas, ciertas actitudes, ciertas demandas ajenas.
No lo es no dejarse manipular, ni resguardar lo que nos hace bien como si fuera un tesoro invaluable.
Tratar de complacer a todos, es no amarse a uno mismo.
Al fin y al cabo muy pocas personas se quedaran por lo que somos, por lo que amamos, por lo que dimos, en todo caso guardemos las explicaciones para ellas.
Si no nos cuidamos nosotros, nadie mas lo va a hacer.
Si no nos valoramos nos van a pasar por encima,
si no estamos seguros de quienes somos, nos van a hacer dudar.
Mejor separarse un poco, cada vez que sea necesario. cada momento y cada segundo que nos encontremos en corto por algo que no nos corresponde.
Que cada cual lo maneje como pueda.
 
CinWololo ~
Loca, cósmica y otros viajes ~

Quiérete,

Te vas a necesitar. 

globos

ORACIÓN DEL ADIÓS.

No Comments 157 Views0

SOLTAR A QUIEN YA TERMINÓ SU EXPERIENCIA FÍSICA Y ORIENTARLO CON SABIDURÍA, LE AYUDA AL ESPÍRITU A TRASCENDER CON MAYOR FACILIDAD.

Puedes recitar esta oración tomando de la mano a la persona, por teléfono (si no puedes estar a su lado) o incluso cuando ya ha abandonado el cuerpo.

«Gracias por todo lo que compartimos, por todos los momentos felices y por todo lo que aprendimos juntos.

Ya nada más tienes que hacer aquí, tu función en este mundo ha terminado. Puedes irte en paz, pues ya hiciste todo lo que tenías que hacer… y siempre hiciste lo mejor que pudiste. Nada queda pendiente. Ahora otras personas se encargarán de que las actividades materiales que en algún momento realizabas, continúen funcionando normalmente.

Sigue tu camino hacia el mundo maravilloso de luz, que está esperándote. No mires hacia atrás. No mires hacia abajo. Mira solamente hacia arriba. Busca la luz que te guía hacia la morada de tu padre. Llénate de felicidad y tómate de las amorosas manos de tus hermanos que han venido a recibirte. Observa sus rostros felices y radiantes de verte llegar. Te estaban esperando y ahora te reciben can infinita alegría.

Entrégate totalmente a tu nuevo mundo, y regocíjate con la presencia de tus maestros, ahora inicias una experiencia de paz, de amor y de valoración de todo lo que has comprendido«.

Esta oración es un legado de Gerardo Schmedling.

transition_by-kirk-shannon

EL CUENTO DE LA MARIPOSA. Jorge Bucay ~

No Comments 199 Views0

Mi mamá era hija de una pareja de campesinos de Entre Ríos.
Nació y creció en el campo entre animales, pájaros y flores. Ella nos contó que una mañana, mientras paseaba por el bosque recogiendo ramas caídas para encender el fuego del horno vio un capullo de gusano colgando de un tallo quebrado.
Pensó que sería más seguro para la pobre larva llevarla a la casa y adoptarla a su cuidado. Al llegar, la puso bajo una lámpara para que diera calor y la arrimó a una ventana para que el aire no le faltara.
Durante las siguientes horas mi madre permaneció al lado de su protegida esperando el gran momento. Después de una larga espera, que no terminó hasta la mañana siguiente, la jovencita vio cómo el capullo se rasgaba y una patita pequeña y velluda asomaba desde dentro.
Todo era mágico y mi mamá nos contaba que tenía la sensación de estar presenciando un milagro.
Pero, de repente, el milagro pareció volverse tragedia.
La pequeña mariposa parecía no tener fuerza suficiente para romper el tejido de su cápsula. Por más que hacia fuerza no conseguía salir por la pequeña perforación de su casita efímera.
Mi madre no podía quedarse sin hacer nada. Corrió hasta el cuarto de las herramientas y regresó con un par de pinzas delicadas y una tijera larga, fina y afilada que mi abuela usaba en el bordado.
Con mucho cuidado de no tocar al insecto, fue cortando una ventana en el capullo para permitir que la mariposa saliera de su encierro. Después de unos minutos de angustia, la pobre mariposa consiguió dejar atrás su cárcel y caminó a los tumbos hacia la luz de la ventana.
Cuenta mi madre que, llena de emoción, abrió la ventana para despedir a la recién llegada, en su vuelo inaugural.
Sin embargo, la mariposa no salió volando, ni siquiera cuando la punta de las pinzas la rozó suavemente.
Pensó que estaba asustada por su presencia y la dejó junto a la ventana abierta, segura de que no la encontraría al regresar.
Después de jugar toda la tarde, mi madre volvió a su cuarto y encontró junto a la ventana a su mariposa inmóvil, las alitas pegadas al cuerpo, las patitas tiesas hacia el techo.
Mi mamá siempre nos contaba con qué angustia fue a llevar el insecto a su padre, a contarle todo lo sucedido y a preguntarle qué más debía haber hecho para ayudarla mejor.
Mi abuelo, que parece que era uno de esos sabios casi analfabetos que andan por el mundo, le acarició la cabeza y le dijo que no había nada más que debiera haber hecho, que en realidad la buena ayuda hubiera sido hacer menos y no más.
Las mariposas necesitan de ese terrible esfuerzo que les significa romper su prisión para poder vivir, porque durante esos instantes, explicó mi abuelo, el corazón late con muchísima fuerza y la presión que se genera en su primitivo árbol circulatorio inyecta la sangre en las alas, que así se expanden y la capacitan para volar. La mariposa que fue ayudada a salir de su caparazón nunca pudo expandir sus alas, porque mi mamá no la había dejado luchar por su vida.
Mi mamá siempre nos decía que muchas veces le hubiese gustado aliviarnos el camino, pero recordaba a su mariposa y prefería dejarnos inyectar nuestras alas con la fuerza de nuestro propio corazón.
Jorge Bucay ~
La mejor enseñanza que los padres pueden dar a sus hijos es como salir adelante sin ellos.  F. Clark
Web_Photo_Editor (1)

LOS DIENTES DEL PERRO. Alejandro Jodorowsky.~

No Comments 133 Views0

Paseando los doce apóstoles con su Maestro, ven en el camino el cadáver podrido de un perro.
Los discípulos, tapándose la nariz, se alejan de él. Por el contrario, Jesucristo se arrodilla junto al despojo y dice sonriente:
-Tiene hermosos dientes.

Esta disposición a encontrar algo bello o útil en lo que resulta asqueroso, favoreciendo el pequeño detalle positivo en un gran todo negativo,  lo hallamos también en un evangelio apócrifo. Tal actitud no debe aplicarse exclusivamente a extraer perlas de los rincones sucios del mundo, sino también de nuestro Espíritu. Por una falta de ideales,  resultado
de la decepción que nos produce nuestra propia especie humana (en todo momento podemos asistir, en algún lugar del planeta, a la matanza de civiles por soldados asesinos o ver a millones de personas muriendo de hambre), educamos a nuestros hijos sin que tomen conciencia de su tesoro interior. En sus espíritus embutimos un juez lleno de desprecio: no son nada, no valen nada, no pueden nada… Nuestra Alma es la princesa que duerme encerrada en un impenetrable bosque. Y así como el príncipe se abre camino pacientemente entre las zarzas para llegar hasta la princesa y darle el beso que la despierte, nuestro Espíritu debe penetrar en los laberintos de la memoria para demoler al juez interior -suma de todos los prejuicios familiares y sociales- y, valientemente, reconociendo las pulsiones de muerte y las desviaciones de la personalidad, rechazarlas diciendo «Esto no soy yo», hasta llegar al luminoso centro del tenebroso inconsciente. Bañados por esa luz, nos damos cuenta de que el perro podrido es un aliado angélico. Vemos por fin el mundo como es: un edén que los hombres de escasa consciencia perturban con su violencia animal. Nos vemos a nosotros mismos convertidos en una unidad donde el Cuerpo, el Alma y el Espíritu se complementan en total felicidad.

Fuente: Cabaret Místico. Alejandro Jodorowsky ~

P1010335

LA INVITACIÓN. Oriah Soñador de la Montaña ~

No Comments 253 Views0

No me interesa cómo te ganas la vida,
Quiero saber qué añoras
Y si te atreves a soñar
Con unirte al anhelo de tu corazón.
No me interesa tu edad.
Quiero saber si te arriesgarás
A parecer un tonto por amor,
Por tus sueños,
Por la aventura de estar vivo.
No me interesa qué planetas están en cuadratura con tu luna.
Quiero saber si has tocado el centro de tu propio dolor,
Si te han abierto las traiciones de la vida
O te has encogido y cerrado por miedo a más dolor
Quiero saber si puedes encontrarte con el dolor
Tuyo o mío
Sin moverlo ni esconderlo
Disminuirlo ni arreglarlo.
Quiero saber si puedes estar en la alegría,
Tuya o mía,
Abandonarte a la danza
Y dejar que el éxtasis te llene
Hasta las yemas de los dedos de los pies y de las manos
Sin advertirnos
Que tengamos cuidado
Que seamos realistas
Que recordemos las limitaciones de ser humano.
No me interesa si la historia que me cuentas es cierta.
Quiero saber si puedes ser verdadero contigo mismo,
Si puedes aguantar ser acusado de traición
Y no traicionar a tu propia alma.
Quiero saber si puedes ver belleza
Aun cuando no sea bonito cada día
Y dejar brotar tu vida de la presencia de Dios.
Quiero saber si puedes vivir con el fracaso
Y sin embargo pararte al borde de un lago
Y gritarle a lo plateado de la luna: «¡Sí!»
No me interesa saber dónde vives
Ni cuánta plata tienes
Quiero saber si puedes levantarte
Luego de una noche de dolor y desespero,
Exhausto y lastimado hasta los huesos
Y arreglar lo que haya que hacer
No me interesa quién eres,
Ni cómo llegaste aquí
Quiero saber si te pararás conmigo en el centro del fuego
Y no te asustarás
No me interesa dónde, ni qué,
Ni con quién hayas estudiado
Quiero saber qué te sostiene
Desde adentro
Cuando todo lo demás se cae.
Quiero saber si puedes estar solo contigo
Y si te gusta en verdad
La compañía que tienes en los momentos vacíos.

Oriah // Mountain Dreamer
(La invitación)

Del libro “La invitación” 1999 

D-amN3XWsAs71LZ

IMAGÍNATE SIN MIEDO.

No Comments 444 Views1

Imaginate sin miedo…
¡Sin una pizca de miedo!
Imagínate centrado: tu emoción equilibrada…
Imagínate sin juicios: ni correcto ni incorrecto,
sin vanidades ni apegos…
¡La dualidad superada!
Imagínate soltando lo que ya no te refleja,
Imagínate dejando muy atrás tu yo anterior,
Imagínate avanzando hacia una nueva conciencia,
que te anticipa vislumbres de una vida superior.

Imagínate Presente…¡completamente Presente!
Imagínate en el centro del péndulo y su vaivén,
Imagínate sereno, caminando entre la gente,
Relajado… imperturbable… más allá del mal y el bien.

Imagínate viajando muy lejos dentro de ti,
hasta hallar, estremecido, la pura alegría de Ser…
y una…y otra…y otra vez…, retornando siempre allí,
para sentir esa paz que no se puede entender…
Desde esa calma insondable…
Desde ese amor que libera…
Desde esa dulce inocencia…
Sabrás sin contradicción,
que la dicha nunca nace de las cosas de allí afuera,
que siempre, invariablemente…
¡Procede del corazón!

Jorge Oyhanarte ~